• |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El presidente de Costa Rica, Oscar Arias, destacó que el encuentro sostenido con el vicepresidente de Estados Unidos Joe Biden fue muy “fructífero, franco y de provecho para todos”, sin embargo, reconoció que varios de los planteamientos que le hicieron los representantes del istmo se cumplirán a largo plazo, por lo que se “deberá tener paciencia”. “Le agradezco al vicepresidente estadounidense que nos viniera a escuchar”, declaró Arias al inicio de la conferencia de prensa que daba por concluida la cita.

Entre los temas abordados, el presidente Arias indicó que la capitalización del Banco de Integración Centroamericana (BECI), fue uno de ellos, pero sin llegar a algún acuerdo. Asimismo, se solicitó a Estados Unidos que destine más recursos para la lucha contra el narcotráfico, extienda y renueva los Estatus de Protección Temporal (TPS), y promueva el uso de tecnologías bajas en carbono.

“No tuvimos tiempo para abordar el tema de la creación de un fondo climático”, lamentó Arias, quien que de forma personal le exteriorizó a Biden que el mundo espera mucho de la reunión del G-20 para aliviar la crisis internacional. El anfitrión de la cita pidió a Biden que Estados Unidos restablezca el embargo a la venta de armas sofisticadas a América Latina, que levantó en la década pasada el mandatario Bill Clinton y que permitió a Chile adquirir avanzados aviones F-16. "Hoy lo que tenemos es una carrera armamentista, sobre todo en la América del Sur", aseguró Arias, quien es Premio Nobel de la Paz.

También dijo que “confían” en que la nueva administración de Obama vaya a construir una nueva relación basada en una “aptitud de amistad y respeto”. “El mundo espera un liderazgo de Estados Unidos no solo militar sino moral, y confiamos que esta administración lo hará”, acotó Arias, al tiempo que reiteró que se deben hacer esfuerzos para proteger al planeta, disminuir la deserción escolar, desarollar más la educación, la salud y la infraestructura, porque es la única forma de llegar a ser más competitivos.

A la reunión con Biden asistieron, además del anfitrión Oscar Arias, los gobernantes de Panamá, Martín Torrijos; de Guatemala, Alvaro Colom; de El Salvador, Antonio Saca y el presidente electo Mauricio Funes, así como el vicepresidente Arístides Mejía de Honduras, el primer ministro de Belice, Dean Barrow y el vicecanciller Manuel Coronel de Nicaragua.