•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El gobierno de Nicaragua informó hoy que son siete las personas que han muerto por las lluvias esta semana, y que también hay tres desaparecidas y 2 mil evacuadas.

La vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, precisó hoy que el Estado sigue atento a la situación, manteniendo la alerta roja en varios municipios y la amarilla en el resto del país.

“Va disminuyendo el nivel de riesgo, pero seguimos sumamente vigilantes, manteniendo la alerta roja... tengamos todas las precauciones, todas las alertas vigentes”, indicó Murillo.

La funcionaria no precisó la identidades de las siete personas muertas.

De los tres desaparecidos, explicó que dos son hermanas, quienes fueron arrastradas por una corriente y agregó que en agosto esas dos personas sufrieron la muerte de su padre, también ahogado.

En total, las autoridades han evacuado a dos mil personas y debido a la crecida de los ríos, hay comunidades a las cuales todavía no han podido ingresar para brindar ayuda.

Por las lluvias, en Nicaragua no abrieron 431 escuelas (incluidas 26 en el Caribe Norte) y hay 12,517 familias sin el servicio de electricidad.

Ante la emergencia, el Ejército de Nicaragua ha desplegado a 309 militares en Tipitapa, Malacatoya, Las Canoas y otras localidades afectadas por las lluvias.

En tanto, los zarpes en el Caribe (norte y sur) se mantienen suspendidos.

Nicaragua sufrió esta semana el embate de dos centros de baja presión y un frente frío, con un saldo de siete muertos, tres desaparecidos y cuantiosos daños materiales.

Uno de los sistemas de baja presión se convertido hoy en la tormenta tropical Selma, que está frente a las costas de El Salvador.