•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El juez suplente del Sexto Juzgado de Audiencia, Ramón Amadeo Flores, aceptó la acusación por el delito de cohecho o intento de soborno contra el joven Jorge García López, de 24 años. Presuntamente el ciudadano ofreció dinero a un policía de tránsito cuando este lo detuvo.

El juez Flores le impuso la medida de arresto domiciliar y programó la audiencia inicial para la presentación e intercambio de pruebas para el próximo 18 de diciembre. 

Supuestamente el pasado 8 de diciembre, a las 9 de la noche, en una de las calles del barrio Loma Linda, ubicado al sur de Managua, había un retén de la Policía Nacional. El acusado iba en una motocicleta sin luces.

Un agente de tránsito le hizo la señal de alto, sin embargo, el joven presuntamente siguió su marcha. 

De acuerdo con la acusación, la policía le dio persecución y lo atrapó media cuadra al sur del punto de donde estaba el retén. Luego, uno de los oficiales le pidió sus documentos y el acusado solamente le entregó su cédula y la circulación de la motocicleta. 

Según el relato del fiscal del Ministerio Público, García López se sacó un billete de 500 córdobas y se lo ofreció a uno de los policías.

Supuestamente el oficial le dijo al acusado que lo llevaría a la estación, pero este volvió a insistir que tomara el dinero, por lo que al final fue trasladado al distrito III de la Policía, donde el agente de tránsito interpuso la denuncia por intento de soborno. El pasado 9 de noviembre, el motociclista Edwin Medrano Fonseca también fue enviado a juicio por este delito.

 El delito de cohecho

El Código Penal de Nicaragua establece que el delito de cohecho cometido por un particular consiste en que alguien otorgue u ofrezca, a una autoridad o funcionario, dinero, favores, promesas, ventajas o cualquier objeto de valor.

La pena para este delito va de 3 a 6 años de cárcel y de 300 a 500 días multas.