•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred) ordenó hoy a los gobiernos municipales de Nicaragua actualizar sus planes ante emergencias, de cara a las fiestas de fin de año, donde las familias celebran con pólvora y se reúnen en casa o realizan paseos al mar.

El Sinapred ordenó que los gobiernos locales de los 153 municipios del país actualicen sus planes de avisos de emergencia, los mecanismos de comunicación y las instalaciones de primeras respuestas.

También mandó actualizar la información sobre la disponibilidad de recursos y medias de las instituciones de emergencia, los mapas de amenazas, así como el funcionamiento de los medios de comunicación para reportar situaciones urgentes.

De la misma manera instó a los alcaldes revisar los roles de turno en los puestos de mano ante emergencias y la vigilancia comunitaria, además de estar pendientes de los reportes de amenazas naturales del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter) y reportar las incidencias relevantes del Centro de Operaciones de Desastres (Code).

El objetivo del Sinapred, según las autoridades, es reducir el impacto de un desastre, para evitar que se repita la escena del terremoto del 23 de diciembre de 1972, que devastó Managua y dejó un saldo de más de 10.000 muertos, con el doble de heridos.

El Sinapred también espera evitar que en Navidad ocurran consecuencias nefastas de incendios, o posibles inundaciones, erupciones volcánicas, o tsunamis.