•   Carazo, Nicargua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Después de 38 años viviendo en Venezuela, la crisis que atraviesa actualmente ese país, obligó a la familia Sandoval Gutiérrez a regresar a Nicaragua, dejando todo y empezando de cero en la ciudad de Diriamba, Carazo, con el negocio innovador de arepas.

Desde hace dos meses, la familia conformada por cuatro integrantes: mamá, dos hijos y un nieto, han iniciado el negocio familiar de elaboración y venta de arepas, una comida tradicional de Venezuela, hecha a base de harina, pan de maíz rellena de pollo, cerdo o res.

“Nosotros nos habíamos ido para Venezuela con mi mamá, vivimos allá por 38 años, pero los problemas políticos y las crisis nos obligó a regresar a nuestro país natal, dejamos todo, casa, muebles y solo venimos con la maleta de ropa, de ahí se me ocurrió la idea de hacer arepas, porque no conseguíamos trabajo, pues vamos poco a poco, incrementando nuestras ventas”, dijo Róger Antonio Sandoval.

En el negocio todos cumplen un rol de trabajo, Róger Sandoval es el encargado de freír las arepas, su mamá Matilda del Socorro Gutiérrez prepara los rellenos para las arepas y su hija Claudia Sandoval es la que sale todos los días a vender el producto a las calles de Diriamba y Jinotepe.

“Ha sido un cambio bien radical, pero me gusta mucho lo que hago, sabemos que este es una comida que no es común en Nicaragua, lo hacemos con la masa original, salgo a vender todos los días de lunes a sábados, iniciamos con diez arepas, luego 15, después 20 y ahora ya hemos incrementado a 25 arepas diarias, la que más demanda tiene es la de pollo”, contó Claudia Sandoval.

La inversión diaria para la realización de 25 arepas es de 500 córdobas y cada una cuesta entre C$40 y C$45. La familia Sandoval Gutiérrez ha logrado incorporarse en el mercado y ahora piensan abrir “El Rincón Venezolano”, restaurante donde se venderá solo comida tradicional de ese país sudamericano.

“Tenemos una visión y es convertirnos en una fuente más de trabajo para muchas personas, nosotros estamos iniciando, pero sabemos que lo vamos a lograr, damos gracias a todas las personas y clientes que han degustado de  las arepas que hacemos y que nos han apoyado con encomendarnos a otros, hemos logrado crecer poco a poco y sabemos que llegaremos a la meta”, añadió Matilda Gutiérrez.

El pequeño y cómodo establecimiento de arepas está ubicado de Unión Fenosa, media cuadra abajo en la ciudad de Diriamba, Carazo y los horarios de atención son de 8:00 a.m. a 9:00 p.m. de lunes a sábados.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus