•  |
  •  |
  • END

Los belgas que resultaron intoxicados al consumir alimentos locales, ya retomaron los paseos por el país, sin embargo, la directora del Silais- Managua, Maritza Cuan, confirmó ayer que hasta hoy conocerán las causas de la intoxicación, tras informar que el sitio donde los extranjeros consumieron la comida fue Pollo Frit, ubicado en Tipitapa, Managua.

Cuan comunicó que el local temporalmente fue cerrado, pues “está la sospecha de que los alimentos que allí consumieron los hermanos belgas fueron los que provocaron los malestares estomacales, pero hay que esperar los resultados del laboratorio”, enfatizó.

La médico detalló que tomaron muestras del pollo, ensalada y arroz que los belgas comieron en el local. “Fuimos al Paebanic, donde ellos estaban recluidos, y allí encontramos parte de la comida que algunos habían guardado, de la cual tomamos muestras, además, tomamos muestras en Pollo Frit y ahora estamos a la espera de los resultados”, recalcó.

Según la funcionaria, Pollo Frit cuenta con una infraestructura adecuada, y tiene vigente su licencia sanitaria. “La licencia incluso vence hasta en 2010, además, sus trabajadores tienen certificado de salud vigente. También observamos que manipulan los alimentos adecuadamente, y los dueños del local fueron colaboradores, eso hay que decirlo, así que hay que esperar los resultados para tomar medidas (con el local)”, enfatizó.

Serán rigurosos

El Silais, paralelamente, emitió una resolución de ordenamiento de emisión de licencias sanitarias, tras la intoxicación descrita, “porque tenemos que reconocer que hay fallas en la cadena, se requiere un control real en los proveedores de alimentos y centros que los ofrecen, es decir, un control desde la producción hasta el consumo, porque allí hay cuellos de botella”, argumentó.

José Medina, Director de Epidemiología y Salud Ambiental del Ministerio de Salud, Minsa, precisó que en Managua cuentan con 52 inspectores que con regularidad hacen inspecciones en los locales que venden comida.

“Puedo decir que el 70 por ciento de locales tiene licencia sanitaria vigente, y un 30 por ciento no, por varias razones, ya sea porque no tienen tiempo para hacer los trámites o no quieren hacerlos, o bien hacen los trámites y no llegan a traer su licencia, pero ahora queremos ser más estrictos y duplicar los esfuerzos de inspección”, apuntó, sin referir más detalles al respecto.

Los belgas arribaron al país debido a un hermanamiento que tienen con Santo Tomás, Chontales. Se marcharán el próximo 16 de abril.