•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El nicaragüense Andrés Avilés fue capturado en el aeropuerto de El Salvador, donde llegó tratando de escapar de la justicia, luego de ser acusado en Miami, Estados Unidos, de intentar asesinar a un compañero de trabajo.

Según información bindada por El Nuevo Herald, el objetivo del prófugo era regresar a Nicaragua.

Luego de enterarse de la acusación en su contra, viajó de Miami a México en automóvil y pretendía completar su recorrido hasta el país centroamericano, en avión.

Andrés Avilés, nicaragüense acusado de homicidio. Foto tomada de El Nuevo Herald.

El vuelo en el que Avilés viajaba debía realizar una escala en El Salvador, donde fue capturado y enviado de regreso a Miami, ahí lo recibió un grupo de investigadores del Buró Federal de Investigaciones (FBI), la policía de Hollywood y la Fuerza Especial de Lucha contra Delitos Violentos y Fugitivos del Sur de la Florida.

El hecho ocurrió el pasado tres de diciembre en una Planta de Tratamiento de Agua, en Hollywood, donde Avilés trabajaba como guarda de seguridad.

Según la información brindada por las autoridades, el enfrentamiento entre el nicaragüense y su compañero de trabajo inició debido a que una puerta no se cerró de la forma adecuada durante el relevo de turno.

Un video captado por las cámaras de vigilancia, muestra cuando Avilés hace uso de su arma al momento de la discusión y le dispara a Wilner Duce, de 49 años, a quien le ocasionó una herida de bala en el estómago y dejó en estado crítico.

Timothy Foard, supervisor de turno en la Planta de Tratamiento, declaró a la policía que cuando llegó a trabajar vio “una trifulca entre los dos guardias de seguridad que estaban en medio de un cambio de turno”, sin embargo, no pudo evitar la pelea debido a que Avilés estaba armado y actuaba de forma muy agresiva.

Andrés Avilés fue acusado de agresión con agravantes, no obstante el 21 de diciembre se emitió  orden de captura por intento de homicidio.

“Tras una investigación más detallada, los detectives lo acusaron de intento de asesinato, un delito de segundo grado”, dijo Miranda Grossman, portavoz de la policía de Hollywood.

El arresto se llevó a cabo el pasado nueve de enero. Mientras, Avilés permanece en la cárcel del Condado Broward, y sin derecho a salir en libertad bajo fianza.