•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El primer gran proyecto para mejorar la situación de la laguna de Tiscapa es concientizar a la población de la capital para que no tire la basura en las calles, dijo la docente experta en recursos hídricos de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) Ileana García. 

La catedrática explica que desviar las aguas de cauces que van hacia la laguna, lógicamente disminuiría la contaminación de residuos sólidos como plástico, sin embargo, existe el riesgo de que se seque, no de forma inmediata, pero sí paulatinamente. Explicó que muchos años recibiendo excesivo sedimento de cualquier tipo podría haber impermeado las fuentes subterráneas de recarga hídrica. 

Esta semana, un grupo de científicos de la Universidad de Constanza, en Alemania, descubrieron que la laguna de Tiscapa tiene solo 3% de oxígeno en los tres primeros metros de profundidad, lo que limita la vida. 

La experta en recursos hídricos de la UNI confirmó que el problema del cuerpo de agua es la falta de oxígeno, debido al exceso de sedimento rico en materia orgánica. Recordó que durante el gobierno municipal del 2000 y 2004, se intentó recuperar el oxígeno de la laguna con la instalación de 4  aireadores, sin embargo, fueron insuficientes para la concentración de compuestos orgánicos y el volumen del agua, además del costo energético. 

Explicó que los aireados o fuentes, como la única que funciona actualmente, son dispositivos que incrementan el contenido del oxígeno en la masa de agua, a través del proceso de aireación o ventilación. 

“Hay varios tipo de  aireación, algunos son por difusión, que es un dispositivo que tiene una boquilla de la que sale el oxígeno que asciende y hace que las partículas que queras remover vayan a la parte superior por flotación. Hay aireación por mezclado, parecido como cuando una persona hace pinolillo y mezcla la sustancia. Así se incrementa el oxígeno”, detalló. 

García afirmó que antes de pensar en utilizar más aireadores o fuentes, primero “se debe  estudiar los valores exactos de materia orgánica, para saber cuánto es el oxígeno necesario para la laguna y hacer una relación con el oxígeno que proviene del aire. De esa forma sabemos exactamente los motores que se necesitan para los aireadores”. 

También podría secarse

En el caso hipotético que corten el fluido del cauce que lleva todo tipo de desechos a la laguna, con el tiempo tendría que disminuir la contaminación por sólidos. 

“El problema es que también se podría secar. No va a ocurrir de forma rápida, pero con el tiempo su nivel va ir disminuyendo. Todas las lagunas que se originan de un volcán se alimentan por las lluvias”,  sostuvo García. 

Precisó que si el material que cae a la laguna está constituido por compuesto arcilloso es posible que estén inpermeadas las paredes por donde se recarga de forma subterránea.  “Por eso hay que averiguar qué tipos de sedimentos hay”, recalcó la experta.   

De hacerse realidad la desconexión del cauce que contamina la laguna de Tiscapa, García estima que sería necesario hacer un dragado para retirar sedimentos y evitar que pierda su nivel de agua. 

García opinó que la represa Los Guachos nunca funcionó y lo que se debería hacer es optimizarla con un sistema de pre tratamiento de aguas. “Este consiste en remover todos los sólidos que trae el agua, de tal forma que todo lo que vaya a la laguna sea agua”, aseguró. 

Lagunas como patrimonio de la humanidad

Sergio Corrales, miembro de la Junta Directiva de la Cámara Nacional de Turismo de Nicaragua (Canatur) aseguró que el proceso de postulación de diez lagunas cratéricas como patrimonio natural de la humanidad continúa y que actualmente preparan el documento para hacer oficial la candidatura ante la Organización de las Naciones Unidas para Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco). 

Dichas lagunas son Xiloá, Asososca Managua y de León o del Tigre, Tiscapa, Masaya, Apoyo, Monte Galán, Maderas y Apoyeque. 

“En los próximos días tendremos una reunión con el Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (Marena), la Asociación Nicaragüense de Inversionistas y desarrolladores (ANID) y la Fundación para el Desarrollo la Educación y el Medioambiente, para trabajar el documento que se presentará a Unesco, posiblemente al terminar el primer semestre de este año”, declaró.