•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Las autoridades de la Universidad de las Regiones Autónomas de la Costa Caribe Nicaragüense, (Uraccan), en su recinto Las Minas, campus Siuna, inauguraron una moderna infraestructura, donde funcionará la biblioteca universitaria, como parte de las acciones contempladas en su plan de mejora.

La biblioteca de Uraccan en Siuna, cuenta con un registro de material bibliográfico de 31,465 documentos entre libros monográficos, tesis, investigaciones, trabajos de fin de curso y revistas.

Las autoridades de la Universidad de las Regiones Autónomas de la Costa Caribe Nicaragüense, (Uraccan). Foto: Gilberto Artola/END

La rectora de Uraccan, Alta Hooker Blandford, detalló que el costo de la obra fue de dos millones de córdobas. “Esto va marcando el camino de la universidad en la búsqueda de completar las acciones contempladas en nuestro plan de mejora, pero también para avanzar en la calidad y ampliar los espacios para que los jóvenes, puedan intercambiar y construir nuevos conocimientos”, comentó la funcionaria.

La catedrática explicó que de los cuatro recintos con los que cuenta URACCAN en la Costa Caribe, faltaba por mejorar la biblioteca del recinto Las Minas.

“Este es el recinto donde teníamos una biblioteca en la cual no habíamos invertido, el primer recinto donde construimos una biblioteca bien ordenada y con la infraestructura adecuada fue Bilwi, luego en Bluefields y seguimos con Nueva Guinea, es decir le hacía falta a Las Minas”, detalló Hooker Blandford.

La catedrática detalló que estos proyectos son estratégicos, para el fortalecimiento de los saberes, porque es un espacio donde se comparten conocimientos. “Lo que buscamos son espacios bastantes amplios donde pueda haber ese intercambio de conocimientos y que pueda ayudar realmente a mejorar el aprendizaje de los estudiantes”, comentó.

La biblioteca se construyó en 1995. Foto: Gilberto Artola/END

Un sueño

La vicerrectora del Recinto Las Minas Leonor Ruiz Calderon, recordó que la biblioteca inició hace más de veinte años, “hoy estamos cumpliendo un sueño que lo iniciamos a tejer desde 1995, cuando pensamos que deberíamos de tener una biblioteca con condiciones básicas, ya que eran dos aulas que funcionaban como biblioteca”, expresó.

“Esta biblioteca que estamos entregando  es para que la cuidemos, para que hagamos buen uso de ella, y que al menos tengamos esas condiciones básicas y mínimas que anhelamos un día”, comentó la vicerrectora a la comunidad universitaria que asistió a la inauguración.