•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Con el objetivo de prevenir la migración irregular de niños y jóvenes en Centroamérica y México, el Gobierno de Canadá donó 1.6 millones de dólares canadienses a Nicaragua, suma que invertirá en un proyecto denominado “CONFIO” que se ejecutará a través del Fondo Cristiano Canadiense para la Niñez (CCFC). 

El proyecto inició el año pasado y se extenderá hasta el 2020, periodo en el que se pretende impactar a través de diversas iniciativas a unos 8,000 jóvenes de 15 a 24 años de Managua, Rivas, Chinandega y Matagalpa, zonas con los mayores índices de migración externa o interna, explicó la coordinadora del proyecto en Nicaragua, Delia Torres. 

“Vamos a brindarles a los jóvenes herramientas para que puedan emprender, para que puedan presentarse para buscar un trabajo; generar espacios de participación juvenil para que ellos tengan la oportunidad de compartir sus intereses; también vamos a enfocarnos en abordar temas como violencia doméstica, salud sexual y reproductiva, situaciones de violencia en las escuelas y redes sociales; y vamos a impulsar el tema de la empleabilidad acercándonos al sector privado”, explicó Torres.

Además, el proyecto tiene contemplado brindar información a los jóvenes sobre los riesgos de la migración irregular, que incluyen trata de personas, explotación infantil, violaciones o extorsiones. “Los jóvenes conocen las historias de los que lograron llegar, pero no saben qué pasó con los que no llegaron”, reflexiona la coordinadora del proyecto en Nicaragua. 

La idea, según Marcio Montiel, Oficial Regional de Monitoreo y Evaluación del proyecto, es atacar las causas irregulares de la migración, que en Centroamérica y México se asocian con la falta de oportunidades laborales y educativas, la violencia, y la poca información sobre migración irregular. 

“El proyecto quiere atacar esas causas  trabajando en la prevención de la violencia, en los servicios de protección para los niños en las comunidades y en el tema de empleabilidad y emprendedurismo”, acotó Montiel.

Proyecto regional

El proyecto CONFIO es una iniciativa regional que se ejecutará en México, Guatemala, El Salvador, Honduras y Nicaragua con un financiamiento total de 12.6 millones de dólares canadienses y con la meta de atender a 220 mil participantes directos e indirectos. 

Nicaragua fue escogido para participar del proyecto “no tanto por la gran cantidad de niños migrando de forma irregular, sino por las buenas prácticas que tiene el país en el tema de prevención y atención de la niñez y los bajos índices de violencia” en comparación con los países del Triángulo Norte, explicó Torres. 

El impacto de Nicaragua en este proyecto será entonces trabajar con los grupos de jóvenes en el país pero además “compartir con los otros países la experiencia de Nicaragua en cuanto a mantener esos bajos índices de migración”, lo que lograrán a través de diversos encuentros internacionales entre los mismos jóvenes, según la coordinadora del proyecto en el país. 

En cada uno de los cinco países se realizarán alianzas con otros programas que trabajen objetivos similares a CONFIO. “Es decir, programas que dentro de cada país trabajen el tema de juventud, de equidad de género, de empleabilidad juvenil, formación en línea, o estrategias educativas gubernamentales”, detalló Montiel.