•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Fortalecer la capacidad de los docentes es una de las principales prioridades para mejorar la calidad de la educación este año en Nicaragua, afirmó ayer en Juigalpa, el asesor en temas de educación de la Presidencia, Salvador Vanegas, durante la inauguración del año escolar 2018.

Precisamente esa es una de las debilidades que señaló el Banco Mundial en el “Informe sobre el Desarrollo Mundial 2018: aprender para hacer realidad la promesa de la educación”, que fue presentado en Managua la semana pasada. 

Según el Banco Mundial, docentes con limitada cualificación o desmotivados, capacidad limitada de los directores de escuelas, así como falta de insumos escolares (material didáctico) son las principales causas de la crisis del aprendizaje en países como Nicaragua. 

Salvador Vanegas aseguró ayer que “este año uno de los temas principales va a ser seguir fortaleciendo y actualizando las capacidades de todos nuestros maestras y maestros”.

“En la medida que nuestros maestros y maestras crecen, se actualizan, van siguiendo los cambios, las nuevas prácticas pedagógicas, en esa medida también en nuestras aulas de clases aprendemos mejor y con más calidad”, comentó el asesor del presidente Daniel Ortega.

Vanegas explicó que este año los profesores de las escuelas normales terminarán su maestría de formación docente impartida por las facultades de educación de las universidades del Consejo Nacional de Universidades (CNU). 

“Vamos a trabajar para utilizar todas las potencialidades que nos da la tecnología, las redes sociales, las aulas digitales móviles, el Internet, la biblioteca, las enciclopedias en el mundo, el buen uso de la tecnología y también educarnos en los riesgos que tiene y cómo usarla bien para tener educación de calidad”, dijo el funcionario

Por su parte, el exministro de Educación, Miguel De Castilla, refiere que los desafíos en materia educativa siguen siendo los mismos. “En temas de matrícula hemos avanzado bastante, pero en preescolar debemos avanzar más. El prescolar es estratégico para la educación nacional, pero lo fundamental siempre será la calidad de la educación en todos los ámbitos”.

El obispo de la diócesis de Juigalpa, monseñor Sócrates René Sándigo, dijo ayer desde el Instituto Josefa Toledo de Aguerri,  que en el país “tenemos que estar pendientes de que la calidad académica cada vez sea mejor”. 

“Tenemos que estar pendientes y hacer evaluaciones continuas para revisar la calidad académica, es una parte fundamental de la administración”, insistió el obispo. 

Otras prioridades

El aprendizaje de la estructura del idioma inglés es otra de las prioridades del Ministerio de Educación para este año, según las autoridades. 

“Una de las principales metas que el Gobierno ha venido destacando desde el cierre del ciclo escolar 2017 es la formación del inglés desde el primer grado de primaria”, aseguró Vanegas. 

Agregó que se priorizará la implementación de las aulas digitales móviles, así como la promoción del deporte y la cultura para la educación integral, con el objetivo de formar a estudiantes nicaragüenses capaces de crecer en talento y valores.

Reforzamiento escolar 

Salvador Vanegas manifestó días atrás, que también se pretende mejorar los resultados de aprendizaje y aprobación de los estudiantes de secundaria para el curso escolar 2018.

“Para actuar coherentemente, con agilidad, y efectividad, para enfrentar el desafío que representa la evaluación de los indicadores al cierre del 2017, que refleja que 3 de cada 10 estudiantes han reprobado alguna materia de estudio y que eso los ha llevado a entrar a un proceso de reforzamiento y reparación”, expresó Vanegas citado en una nota de prensa publicada en el sitio web del Mined.

En Managua, María Ester Alguera, directora del Instituto Ramírez Goyena, afirmó que este año lectivo se caracteriza por la transformación curricular en algunas asignaturas de acuerdo con las orientaciones del Mined. 

Por ejemplo, la clase llamada anteriormente convivencia y civismo será llamada creciendo en valores y tiene como objetivo formar integralmente a los jóvenes impulsándolos a desarrollar sus habilidades y destrezas. 

Las autoridades de este centro educativo, que tiene una matrícula aproximada de 1,900 alumnos, se enfocarán en el reforzamiento escolar una vez a la semana para evitar que los estudiantes reprueben. “Históricamente, nosotros hemos visto que las asignaturas donde ellos presentan mayor problema es matemática, lengua y literatura, física, química e inglés; (esta última) especialmente en séptimo grado”, señaló la directora.

Las autoridades del Mined esperan que aproximadamente 1,8 millones de estudiantes ingresen a clases en las 17 modalidades educativas a lo largo del año, entre ellas preescolar, primaria, secundaria, especial, técnica, superior y magisterial.

El año lectivo 2018 tendrá una pausa de dos semanas a mediados de año y se extenderá por los siguientes 10 meses.