•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno de Nicaragua se solidarizó hoy con Taiwán por el terremoto de magnitud 6.4 Richter que cobró al menos 2 vidas y dejó a más de 200 heridos en la ciudad de Hualien, al noreste del país asiático.

"Tenemos que expresar nuestra solidaridad, como se la expresamos ya al embajador", dijo la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, en una alocución pública.

Murillo se mostró especialmente solidaria con las personas atrapadas en el Hotel Tongshuai, que quedó inclinado y con varias plantas inferiores enterradas, tras el sismo.

La vicepresidenta señaló que "estamos pendientes, en comunicación solidaria, como siempre cercanos, hermanos, con el pueblo de Taiwán".

El terremoto, que ha dañado seriamente a seis edificios y numerosas obras de infraestructura, ocurrió a las 23:50 hora local (9:50 de la mañana de Centroamérica) del martes y tuvo su epicentro a 18,3 kilómetros al norte-noreste de Hualien.

Dados los daños ocasionados por el terremoto en edificios e infraestructuras, las autoridades sospechan que el número de muertos podría aumentar en las próximas horas, a medida que se vayan completando las tareas de rescate y desescombro.

El seísmo inclinó dos hospitales, el Hotel Meilun y otro edificio, produjo grietas en cientos de ellos y dañó numerosas infraestructuras.

Taiwán sufrió hoy un terremoto. AFP/END

Dos puentes de la ciudad de Hualien quedaron dañados y fueron cerrados, incluido el puente de Qixingtian, y la autopista Suhua, debido a numerosas grietas y roturas.

Los deslizamientos de tierra también afectaron a la autopista central de la isla y a la carretera Provincial 11 que permanece abierta, a pesar de contar con grietas y desperfectos.

Las calles de Hualien registraron grietas, rotura de tuberías de gas y agua y el colapso de tendidos eléctricos, que dejaron sin suministro a miles de hogares.