•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las viviendas con más de 40 años están más propensas a sufrir un incendio debido a que el sistema eléctrico debe cambiarse cada 20 años, consideró el comandante Ramón Landero, jefe de la Dirección General de Bomberos.

“Un sistema eléctrico bien instalado tiene una duración de 20 años. No recomendamos utilizar conductores dúplex, lo que aconsejamos es utilizar el cables de cobre, breaker, poner el polo a tierra”, sugirió Landero.     

Tampoco es aconsejable que el cambio del sistema eléctrico lo realice una persona que no sea especializada o que no posea una certificación aprobada por los bomberos.

“En las viviendas van haciendo extensiones, ¿qué significa? Que si hago un cuarto para un hijo que se independizó, ‘haló’ la luz del mismo lugar. Eso recarga el sistema eléctrico y en cualquier momento puede originarse el incendio”, explicó Landeros. 

Las principales causas de los incendios son el uso de regletas y conductores inadecuados.

Actualmente los bomberos realizan visitas casa por casa, asambleas en los diferentes barrios e inspecciones a diario en los mercados. “El problema es que nunca sustituyen el sistema eléctrico porque piensan que son eternos”.

Según datos oficiales en los primeros cinco días de 2018 ocurrieron 70 incendios domiciliares, forestales y en predios baldíos, es decir, 14 siniestros diarios. La cifra es superior a los 12 incendios que cada día se produjeron a inicios del 2017. 

Datos

El subteniente Jasser Rivas Medal, del Departamento de Prevención y Capacitación del Benemérito Cuerpo de Bomberos, informó que según datos estadísticos de esta institución en el mes de enero de este año se atendieron ocho incendios en viviendas, un número igual que el año 2017. 

Rivas coincidió con las medidas de prevención del comandante Landero, pero también recomendó que cuando la vivienda quede sola se deben bajar los breaker. En caso que alguien quede a cargo del hogar y observa que una lámpara o bujía parpadea debe cambiarla.

El mes pasado los bomberos unificados atendieron dos incendios en el barrio Santa Rosa: una vivienda y una pulpería, con diferencia de tres días.

Rivas afirmó que al instalar breaker ayuda que la energía se corte cuando se registra un cortocircuito. También recomendó utilizar polo a tierra y cables de cobre porque resisten un cortocircuito.

“Acá no hay una cultura de cambiar el sistema eléctrico de forma frecuente. Son ciertas personas las que solicitan medidor cuando miembros de la familia se independizan. Tal vez se deba al alto costo que representa, porque la instalación mínima puede costar 5,000 córdobas”, detalló Rivas.

Desconcen las causas

La vivienda de la profesora Micaela Ruiz Ramos se quemó en enero de este año. La casa estaba construida con madera de más de 20 años, lo que ocasionó que el fuego se propagara.

“En esos 20 años he cambiado dos veces el sistema eléctrico porque soy temática. A la fecha no me explico qué pudo originar el incendio”, señaló Ruiz Ramos.