•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Nicaragua reforzará la seguridad en todas sus fronteras durante la Semana Santa, cuando el flujo migratorio aumenta por el fin de semana largo, informó hoy la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME).

La seguridad fronteriza aumentará para garantizar la seguridad ciudadana, pero también para evitar el ingreso de enfermedades o tráfico de personas, comunicó hoy un portavoz de la DGME, a través de medios del Gobierno.

La DGME recomendó a las personas que han estado en países con alerta de fiebre amarilla que deben portar la tarjeta que demuestre que han sido vacunados contra dicho padecimiento, ya que de lo contrario el Ministerio de Salud (Minsa) no les permitirá ingresar a Nicaragua.

También recordó a los extranjeros rellenar un formulario de la DGME en internet antes de ingresar a Nicaragua, para evitar problemas en cualquiera de sus fronteras, incluyendo la terminal aérea de Managua.

A los nicaragüenses que viajan al exterior, la DGME remarcó la importancia de verificar el tiempo de duración de las visas, en especial las de los niños.

Las fronteras terrestres de Nicaragua estarán abiertas las 24 horas durante la Semana Santa, que este año va del 25 al 31 de marzo próximo, según la DGME.

En los últimos cuatro días de la Semana Santa de 2017 un total de 87,894 personas ingresaron a Nicaragua, de los cuales 36,116 eran nicaragüenses y 51,778 extranjeros. El turismo internacional dejó a Nicaragua ingresos por unos 700 millones de dólares en 2017, un 9 por ciento más que los 642,1 millones de dólares captados durante 2016, según cifras oficiales.

Durante 2017, Nicaragua recibió 1,7 millones de visitantes de otros países, superior a los 1,5 de 2016.