•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La tranquilidad que caracteriza el amanecer de los fines de semana de los habitantes de la IV Etapa del barrio René Shick se vio alterada este domingo cuando Kenny Artola Hernández, de 25 años, mató a su padrastro, Junior Rosales Reyes, de 35.

El hombre de 35 años, quien cayó frente a la casa de su prima Emilia Reyes en el referido barrio, pereció de manera instantánea cuando su hijastro le dejó caer un trozo de concreto en la cabeza.

“Mi hijo ni se pudo defender porque andaba tomado y cuando el agresor comenzó a atacarlo estaba acostado en una hamaca”, aseguró Alicia Reyes, madre de la víctima, quien era obrero de la construcción.

Kenny Artola Hernández es hijo de Auxiliadora Hernández, de 45 años, quien tenía una relación de pareja con Junior Rosales, la víctima. “Ellos (Junior Rosales y Auxiliadora Hernández) fueron pareja, aunque cada quien vivía en su casa”, dijo Alicia Reyes, madre de la víctima, quien la tarde del domingo todavía no daba crédito a lo sucedido. 

Víctima y victimario fueron también cuñados unos 18 meses aproximadamente, porque Kenny Artola, quien ahora anda huyendo, fue pareja de Amy Rosales, hermana  de Junior Rosales. De la relación de pareja entre Amy Rosales y Kenny Artola  nació una niña que ahora tiene cuatro años.