•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Alcaldía de Managua reabrió hace un mes la laguna de Tiscapa, para que la población visite sus senderos, y ayer el movimiento ambiental Guardabarranco inició una jornada de rotulación de 200 árboles, para que la población conozca sobre la flora nicaragüense. Para rescatar este importante cuerpo de agua el Plan Maestro de Drenaje Pluvial de Managua contempla la construcción de un canal trasvase que evite que lleguen grandes cantidades de basura a esas aguas.

Darling Hernández, coordinadora del movimiento ambiental, declaró que la rotulación de las especies de árboles de la laguna de Tiscapa, que inició ayer, tiene el trasfondo en la educación ambiental. 

La idea es que los visitantes que paseen por los senderos recientemente reabiertos, conozcan de la flora que posee el cráter volcánico. “En el transcurso del sendero vamos a ubicar el nombre común y científico y los usos que se le dan a estos árboles”, precisó. Tiscapa es un área protegida con la categoría de reserva natural.  Óscar Sánchez/END

Según Hernández, la primera etapa de rotulación comprende 200 árboles. Las especies que más predominan en esta laguna son el guanacaste y sardinillo, pero además hay otras como el jiñocuabo.  

En la segunda fase de rotulación de árboles pretenden incluir en los rótulos mensajes de sensibilización, algunos tips sobre la historia de la laguna de Tiscapa y cómo se ha rehabilitado dicho lugar, precisó Hernández.  

Jonadas de limpieza 

Reveló que una vez al mes realizan jornadas de limpieza a la orilla de la laguna, esta actividad la hacen del 15 al 22 de cada mes. 

En lo que va del año dicha limpieza se ha hecho cuatro veces, afirmó Hernández, quien agregó que cada vez que la realizan recolectan al menos dos camiones de basura. 

A su criterio, la solución para detener la contaminación de la laguna es la educación. “En la contaminación ambiental el reto está en la educación y eso empieza en el hogar”, aseveró. 

Sobre la posible desviación del cauce que alimenta de desechos la laguna, proyecto contemplado en el plan maestro de drenaje pluvial de Managua, manifestó que no tiene información si en algún momento las autoridades lo harán. El plan maestro de drenaje pluvial de Managua contempla desviar el cauce que cae en Tiscapa hacía el lago de Managua.  Archivo/END

Problemas de invierno

En enero pasado, científicos de la Universidad de Constanza, en Alemania, que realizaban una investigación sobre las mojarras de las lagunas y lagos de Nicaragua, revelaron que el nivel de oxígeno en la laguna de Tiscapa era en ese momento apenas de 3%, una cantidad muy baja para la vida acuática. 

Los especialistas indicaron que esos niveles bajos pueden ser casi permanentes debido a la cantidad de basura y materia orgánica que recibe, principalmente durante el invierno.