•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Karla Patricia Fajardo Zeledón, una nicaragüense originaria de Jalapa, denunció a través de Facebook la agresión que sufrió por parte de su expareja Walter Ramón Carazo Ramírez, quien a mordiscos le desfiguró la cara por lo que ameritó 16 puntadas.

La agresión se registró la madrugada de este domingo 1 de abril en Alajuela, Costa Rica, cuando el hombre llegó hasta el cuarto que alquila la mujer, tiró la puerta a patadas y empezó a golpearla. Ella se resistió y él la atacó a mordiscos.

La mujer había decidido terminar la relación sentimental hace tres semanas por la violencia de la que era víctima. 

El agresor está prófugo. “¿Dónde está Walter Carazo?  Por favor dar informe a la Policía, ya que no quiero que se quede así lo que me hizo. Pido que ayuden a dar con él. Tengo 16 puntadas en mi rostro y eso no se puede quedar así como si nada”, escribió Fajardo en su cuenta de Facebook.

La mañana del lunes, Karla Patricia denunció a su agresor ante la Policía costarricense para que dieran con su paradero. Han trascurrido más de 72 horas de ocurrido el hecho y aún no hay resultados.

Walter Ramón Carazo Ramírez es originario de San Judas, Jalapa, Nueva Segovia, por lo que Karla Patricia Fajardo Zeledón sospecha que su expareja pudo haber huido hacia Nicaragua, por eso pidió a las autoridades ticas dar aviso a la Policía Nacional. 

Crímenes contra mujeres 

En lo que va del año, al menos 14 mujeres han sido asesinadas en Costa Rica, entre estas, dos nicaragüenses. En Nicaragua ya se registran 16 casos y al menos 18 femicidios en grado de frustración.

Según el artículo 8 de la Ley Integral Contra la Violencia hacia las Mujeres (Ley 779), “la violencia hacia la mujer en cualquiera de sus formas y ámbito debe ser considerada una manifestación de discriminación y desigualdad en las relaciones de poder, reconocida por el Estado como un problema de salud pública y de seguridad ciudadana”.