• |
  • |
  • END

Bayardo Arce espera a Ortega para que le explique

¿Dónde está la
conspiración?

*Agrega, por su parte, que las relaciones con la Embajada de EU son magníficas
*Tanto, dice, que el jueves, en recepción del Ministro Consejero de la EmbUSA, se codeó con toda la diplomacia

Leyla Jarquín

El asesor económico del gobierno, comandante Bayardo Arce Castaño, dijo ayer no conocer la supuesta conspiración de la Embajada de Estados Unidos que denunció el presidente Daniel Ortega en Cuba, y manifestó estar esperando que el mandatario le “explique dónde está la conspiración”.

“Yo estoy esperando al Presidente (para) que me explique dónde está la conspiración, pues yo creo que si él dio esa información, algún elemento debe de tener”, señaló Arce, luego de participar en una conferencia de prensa donde anunció una exposición comercial de la República Popular de China que se realizará en el país en agosto próximo.

Pisando flores

Al ser consultado sobre las relaciones de Nicaragua con el embajador de los Estados Unidos, Robert Callahan, Arce aseguró que “están magníficas”, tras reconocer que este jueves asistió a una recepción dirigida por el Ministro Consejero de la embajada del país norteamericano. “Tu amigo (Arce) estuvo ahí (como) invitado con todos los diplomáticos”, agregó al respecto.

“Yo creo que las relaciones son normales, yo creo que hay que tomar en cuenta que no es ningún secreto que Estados Unidos y Nicaragua tenemos diferencias sobre una serie de situaciones internacionales, y sobre el mismo contenido y la dinámica de nuestras relaciones”, enfatizó Arce Castaño.

No obstante, resaltó que ello “no impide que haya relaciones amistosas” entre ambos países, y que el embajador Callahan le expresó que está empeñado en trabajar en esa dirección.

El presidente Ortega participó el pasado miércoles en el programa televisivo cubano Mesa Redonda, donde manifestó su preferencia por un partido único en el país, pues señaló que en Cuba sí hay democracia porque el pueblo no está dividido, en alusión a la existencia de un único partido en la isla, el Partido Comunista de Cuba, PCC.

Ortega incluso amenazó con expulsar a la misión diplomática estadounidense cuando termine de recabar una información que supuestamente confirme “la conspiración” contra su gobierno.