Róger Olivas
  • |
  • |
  • END

CHINANDEGA

Fuertes vientos provocaron polvaredas la mañana de ayer viernes en los municipios de Chichigalpa, Chinandega, Corinto, Villa Nueva, Somotillo y El Viejo, que quitaron visibilidad a conductores y provocaron irritación en la vista y fosas nasales de algunos transeúntes.

En la carretera Chichigalpa-Chinandega conductores encendieron las luces de sus vehículos y aminoraron la velocidad para evitar accidentes debido a la escasa claridad.

Ramón Tercero, quien se movilizaba en una bicicleta hacia el barrio Betania, de Posoltega, dijo que los despales provocados por varias personas, incluyendo algunos empresarios, han ocasionado sequías y altas temperaturas, que este año han llegado a 38 grados centígrados en el departamento de Chinandega.

“Las autoridades tienen que hacer algo para detener esta situación, de lo contrario nuestra región se convertirá en un desierto”, expresó el campesino.

Mar en relativa calma

Durante un recorrido realizado por EL NUEVO DIARIO en las playas de Costa Azul, Puerto El Toro, Alemania Federal, Punta Icaco y Paso Caballos, en los municipios de Corinto y El Realejo, comprobamos que el mar estaba en relativa calma, y no hubo olas gigantescas que provocaran daños.

“Gracias a Dios no hubo alto oleaje, aunque el jueves el mar rebasó varios metros casi cerca de la calle, sin daños. Hoy viernes (ayer) estuvo calmo, estamos familiarizados con las playas, siempre con cuidado”, afirmó Rosario Gutiérrez, vendedora de golosinas del puerto de Corinto.

Durante un recorrido por las playas de Jiquilillo, EL NUEVO DIARIO comprobó altas marejadas que mantienen restringida la pesca para evitar tragedias, como la ocurrida el tres de febrero del corriente año, cuando naufragó la embarcación “Salmo 91” y perecieron cinco pescadores originarios de la comarca Villa Francia.

Hoy podría reanudarse la pesca

El mayor Carlos Cáceres, de la Defensa Civil, se mostró satisfecho por la respuesta de los pescadores, turistas y surfistas de no entrar al mar debido al alto oleaje. “Así evitamos víctimas, porque ayer y hoy viernes se espera que este fenómeno natural se intensifique”, dijo el oficial.