• |
  • |
  • END

Se espera que la madre naturaleza le dé un respiro durante este invierno al Océano Atlántico y al continente americano, según los cálculos de la Universidad Estatal de Colorado, Estados Unidos, en su segundo pronóstico de la temporada de huracanes 2009.

De acuerdo con el informe del estudio, que dirigió el científico William Gray, y que se dio a conocer el pasado 17 de abril, la temporada de huracanes de 2009 en el Atlántico será menos activa que la registrada el año pasado, con la formación de “apenas” 12 tormentas y seis ciclones, dos de ellos de gran intensidad en la escala Saffir-Simpsom, informaron los meteorólogos de Estados Unidos, EU.

Las posibilidades de que mejoren las condiciones del fenómeno climático “El Niño” sería uno de los factores que impedirían una mayor formación de huracanes, vaticinaron Gray y su equipo de investigadores de la Universidad de Colorado.

No obstante, los científicos advirtieron que se espera que la temporada, que inicia el primero de junio y se prolonga hasta el 30 de noviembre, si bien no será tan agitada como la de 2008, será tan activa como una promedio histórica.

En la ruta del Diablo

En una temporada promedio se forman unas 11 tormentas y unos seis huracanes, incluidos dos de categoría tres o mayor en la escala de intensidad Saffir-Simpson, que va del uno al cinco.

En 2008 la temporada fue muy activa, con 16 tormentas tropicales y ocho huracanes, cuatro de ellos de categoría mayor, que dejaron al menos 800 muertos, y la zona más afectada fue el Caribe, por ser la ruta por donde transitan y se desarrollan la mayor cantidad de huracanes, debido al clima tropical y a la temperatura de sus aguas continentales.

Nicaragua se encuentra en la ruta de los huracanes, y aunque la señal meteorológica de Estados Unidos advierte una menor actividad, el teniente coronel Gilberto Narváez Moreno, Segundo jefe de Defensa Civil del Ejército de Nicaragua, anunció que la institución se prepara este año con la misma intensidad, pero con más experiencia que en años anteriores.

Ya viene mayo

El jefe militar señaló que los especialistas de Defensa Civil y las instituciones miembros del Sistema Nacional de Prevención de Desastres, Sinapred, actualizaron varios aspectos del Plan Anual de Invierno 2009, que inicia en mayo, y se preparan para ejecutarlo cuando concluya el Plan de Atención y Combate a Incendios Forestales, que termina el 30 de abril. El invierno en Nicaragua inicia en mayo.