•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El periodista Ángel Gahona, ultimado de tres perdigones de escopeta la noche del sábado cuando cubría los daños causados en un edificio público por manifestantes que se oponen a la reformas al Instituto de Seguridad Social (INSS), recibirá hoy cristiana sepultura en el cementerio San Juan de Dios, en  Bluefields.

Al momento de recibir el mortal escopetazo, el recordado comunicador social cubría los destrozos causados por ciudadanos autoconvocados en la Alcaldía de Bluefields.  

 Se elevan a 27 los muertos, según ONG, y continúan saqueos en Nicaragua

Dos en Mateare

El abogado Mario Rey Delgado denunció que las autoridades del Hospital Lenín Fonseca se negaron a entregar el cadáver de su sobrino político, Neskel Eliezer Velásquez,  si ellos antes no firman un documento donde desvinculan el crimen de las recientes protestas populares.

Neskel Velásquez, la noche del sábado recibió tres impactos de bala salidos de la casa del zonal del FSLN en Mateare, según los familiares de la víctima.

Celso Díaz , conocido como “Checho” también fue abatido la noche del sábado, en Mateare, municipio de Managua,  en otro incidente relacionado con las protestas callejeras que se extendieron por todo el territorio nacional.“

“Checho”, de 19 años  fue abatido por sujetos que le dispararon desde una camioneta. En este caso, los amigos de la víctima y testigos del crimen señalan como responsables a grupos afines al partido gobernante.

 Saqueos en Nicaragua

Los funerales de Neskel Velásquez, quien trabajaba como operario en una empresa de material de construcción, se realizaran hoy, lunes; mientras Celso Díaz recibió ayer cristiana sepultura en el cementerio de Mateare.

Luto en Diriamba

Mientras tanto, en Diriamba, Carazo, en horas de la mañana de ayer recibió cristina sepultura el estudiante de la Universidad Politécnica (Upoli), Maycol Humberto Cruz, muerto de un impacto de bala a manos de policías antimotines la noche del jueves en los alrededores de esa alma mater. 

Mientras el adolescente de 15 años, Álvaro Conrado, muerto en los enfrentamientos entre estudiantes y policías antidisturbios la tarde del jueves en los alrededores de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) fue sepultado en el cementerio Jardines de la Sabana.

En Manangua

Álvaro Conrado cursaba el IV año de secundaria en el Instituto Loyola y se sumó a las protestas populares contra las reformas al INSS, que ahora el presidente Ortega anuló, pero que discutirán nuevamente  fue sepultado ayer.

 Pánico en la Upoli: Un muerto y varios heridos de bala la noche del domingo

En Tipitapa, la tarde de ayer domingo recibió cristiana sepultura Hammor García  Salinas, de 19 años, a quien un policía antidisturbios le disparó en el tórax cuando dispersaban una protesta en los alrededores del parque central de esa ciudad.

Familiares de los jóvenes señalan a los agentes policiales como los únicos causantes de la muerte de estos, quienes recibieron impactos de balas. Foto: Alejandro Sánchez/END.

En Estelí

Orlando Francisco Pérez Corrales, de 24 años, que cursaba el quinto año de Ingeniería Ambiental en la Facultad Regional Multidisciplinaria (Farem) Estelí, fue sepultado ayer en Estelí. Familiares dijeron que  las autoridades policiales declinaron recibirles la denuncia correspondiente, situación que  los tiene más dolidos.

Ese joven fue impactado por un proyectil que hizo blanco en su región torácica. Tal desgracia sucedió en el parque central cuando llevaba agua y alimentos a otros estelianos que participaban en las protestas. 

 Daniel Ortega anuncia que revoca reformas al INSS

Franco Alexander Valdivia Machado, de 24 años que cursaba el tercer año de la carrera de Derecho en Unival de Estelí, es otra de las víctimas.  Murió de un impacto de bala que le rompió en el cráneo mientras circulaba por el parque central.

Según Francis Valdivia, hermano de la víctima él tenía un empleo para asumir los costos de la universidad.

Al menos 300 personas han resultado heridas en los cuatro días de protestas, según instituciones de primera respuesta. Foto: Alejandro Sánchez/END.

Una niñita de cuatro 4 años,  ha quedado huérfana y una progenitora con un dolor indescriptible. Era hijo varón único. Su hermana dijo que espera justicia. Detalló que trató de presentar oficialmente la denuncia ante la Policía Nacional, pero no la admitieron.

Dan último adiós a jóvenes asesinados en Masaya

Álvaro Gómez y Abraham Amador, jóvenes asesinados en un enfrentamiento contra la Policía Nacional de Masaya por la reforma del INSS, fueron sepultados la mañana de este domingo en el cementerio.

 Suspenden clases en Nicaragua para este lunes

Familiares de los jóvenes señalan a los agentes policiales como los únicos causantes de la muerte de estos, quienes recibieron impactos de balas.

«Queremos justicia y que el presidente nos dé la cara, porque nadie nos va a regresar a nuestros hijo, ellos defendían una causa justa y hoy ya no están con nosotros», expresaron llorando sus familiares.

Mercedes García, protestante en Masaya, dijo que es «muy doloroso lo que estamos viviendo, ni la Policía ni el Gobierno han dado su brazo a su torcer, pero la muerte de esos muchachos no quedará en vano».
«Siguen matando a nuestros jóvenes en Masaya, esto no se ha detenido, están usando balas de verdad y no es mentira, queremos una pronta solución a tanto dolor que tenemos en nuestro corazón», declaró Sonia María Reyes, protestante y acompañante del entierro.