•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Departamento de Estado de Estados Unidos condenó “la violencia y el uso excesivo de la fuerza” por parte de la Policía Nacional contra civiles que se han manifestado contra las reformas a la seguridad social, el derecho a la protesta y el respeto a la libertad de prensa.

 En fotos: Vigilia de nicaragüenses en Costa Rica por manifestaciones violentas en su país

“Condenamos la violencia y el uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía y otras personas contra los civiles que ejercen su derecho constitucional a la libertad de expresión y reunión”, señaló en un comunicado la portavoz del Departamento de Estado de EE. UU., Heather Nauert.

“El Gobierno de los Estados Unidos lamenta la pérdida de vidas y las lesiones sufridas en Nicaragua durante las protestas de sus ciudadanos”, continuó el comunicado publicado en el sitio web oficial del Departamento de Estado. 

Además llamó a un diálogo amplio e inclusivo “que involucre a todos los sectores de la sociedad para resolver el conflicto actual, restaurar el respeto por los derechos humanos y lograr un futuro mejor y más democrático para todos los nicaragüenses”.

 En fotos: Saqueos en Nicaragua

Estados Unidos también demandó al Gobierno de Nicaragua que permita a los periodistas operar libremente y restablecer toda la cobertura televisiva al aire. Además, “instamos al Gobierno a permitir una investigación independiente y enjuiciar a los responsables de las muertes”.

UE: violencia es inaceptable

La Unión Europea se sumó ayer a los organismos internacionales que se pronunciaron por la situación que atraviesa Nicaragua y envió sus condolencias a las familias de las víctimas.

“La violencia es inaceptable y las diferencias solo pueden resolverse a través de un diálogo incluyente. Cualquier protesta debe ser de forma estrictamente pacífica y las fuerzas de seguridad pública deben actuar con máxima moderación”, dijo el organismo en un comunicado.

El respeto de la libertad de expresión y de reunión de forma pacífica según el derecho nacional e internacional “es esencial para la sociedad democrática. Además, la Constitución de Nicaragua garantiza los medios libres e independientes de comunicación”, añadió.

 Víctimas de la violencia comienzan a llegar a cementerios

La UE dijo estar dispuesta a apoyar el diálogo amplio e inclusivo entre todos los sectores de la sociedad y el Gobierno para el fortalecimiento del estado de derecho en Nicaragua.

Más declaraciones

Otros organismos como Amnistía Internacional, la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), la Organización de Naciones Unidas y la Organización de Estados Americanos, se han pronunciado condenando la violencia en el país y han abogado por el derecho a la protesta y la libertad de prensa. 

Sudamérica

Los gobiernos de Argentina, Brasil, Colombia, Chile, Paraguay y Perú hicieron ayer un “urgente llamado” a detener la confrontación en Nicaragua, que ha “causado numerosas víctimas fatales y heridos” en los últimos días, informaron en un comunicado conjunto.

 Comercio colapsa y comienza a sentirse la escasez

Los seis gobiernos manifestaron su “preocupación” y lamentaron los actos de violencia registrados en Nicaragua, tras lo cual expresaron “sus condolencias y solidaridad con las víctimas de la violencia y sus familiares”.

Un grupo es dispersado tras intentar saquear un supermercado de Managua.

En el comunicado conjunto se pide “a todos los sectores” que depongan la confrontación y cesen los actos de fuerza, “en especial”se refiere a las fuerzas de seguridad nicaragüenses, a las que solicitó que ejerzan “sus facultades con la mayor prudencia para evitar el excesivo uso de la fuerza y un escalamiento de la crisis”.

México

México “apela al cese de la violencia” y hace un llamado al diálogo en Nicaragua, a la vez que expresa sus condolencias a los familiares de las víctimas, informó ayer la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

 Daniel Ortega anuncia que revoca reformas al INSS

La SRE indicó en un boletín que el gobierno mexicano da puntual seguimiento a la situación que prevalece en Nicaragua “con motivo de las protestas en contra de la reciente reforma del seguro social en ese país, que han dejado víctimas mortales y múltiples heridos”.

“México apela al cese de la violencia y hace un llamado al Gobierno y al pueblo nicaragüense a privilegiar la resolución de sus diferencias por medio del diálogo, al tiempo que expresa su solidaridad y condolencias a los familiares de las víctimas”, agregó.

Momentos de confrontación se viven en todo el país. aquí protestantes de Jinotepe.

Costa Rica

Costa Rica expresó también ayer su preocupación y rechazo por los actos de violencia en Nicaragua en el marco de las protestas contra el Gobierno de Daniel Ortega e hizo un “llamado a la calma y retorno a la tranquilidad mediante el diálogo pacífico y efectivo”.

El Ministerio de Relaciones Exteriores costarricense instó a todas las partes involucradas a la concertación en la búsqueda de una solución a este conflicto, que estalló el miércoles pasado tras una reforma a la seguridad social que derogó ayer Ortega y ha dejado 27 muertos, según datos de organismos humanitarios.

 Armados hasta los dientes: Comerciantes del Mayoreo evitaron saqueos

“Hacemos un llamado porque se respeten los derechos humanos de todos los ciudadanos de Nicaragua, y los manifestantes ejerzan sus derechos de forma pacífica”, afirmó el canciller costarricense, Manuel González, en el comunicado.

Además, abogó por que se respete la libertad de expresión y el derecho a la manifestación pacífica, y que esta se ejerza en orden y con apego a la legalidad.

Las autoridades costarricenses indicaron que el país es respetuoso del derecho internacional y de la carta de las Naciones Unidas, por lo cual hace un seguimiento continuo de la situación que se da en diversas ciudades de Nicaragua.

El Gobierno de Costa Rica hace un “vehemente llamado a la paz, al diálogo y la solución pacífica ante el quebranto de la paz social en Nicaragua, lamentando la pérdida de vidas humanas y manifiesta su solidaridad con las víctimas y con el pueblo nicaragüense”.