•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Aunque inicialmente las protestas fueron generadas por las reformas a la seguridad social, ayer los manifestantes demandaron ante las autoridades gubernamentales la reapertura de medios clausurados, libertad de los presos y hasta la salida del poder del presidente Daniel Ortega

CHINANDEGA: Temor a saqueos e incendios

Con la participación de 500 personas en su mayoría jóvenes se realizó el cuarto día de jornada de protestas en Chinandega, en calma. El comercio trabajó hasta mediodía. Algunos negocios del centro continúan con el temor de que se produzcan saqueos o un incendio. Las dos gasolineras ubicadas en el centro de la ciudad vaciaron sus reservas de combustible, por orientación de sus propietarios.

En Siuna los protestantes se solidarizaron con la familia de Raúl López, que murió en los disturbios en Managua.

RIVAS: Piden respeto a  la libertad de expresión

Estudiantes universitarios acompañados de trabajadores y diversos sectores de la sociedad civil de Rivas, salieron a marchar pacíficamente por las calles de esta ciudad, para solidarizarse con los familiares de las personas que han fallecido en medio de las protestas que se realizaron en contra de las reformas al INSS, y para exigir al presidente Daniel Ortega, que no los continúe denigrando y respete el derecho a manifestarse libremente. Durante el recorrido los manifestantes también exigían la renuncia de presidente Ortega, y en la marcha fue notoria la participación de abogados, trabajadores de empresas privadas, profesores y pequeños y medianos empresarios. La reconocida doctora Sonia Calderón, fue una de las que se sumó a la marcha, para exigir respeto a la constitución política de Nicaragua, “y por toda la represión que han sufrido los estudiantes durante estas protestas”, indicó. Evenor Noguera del municipio de Tola, también acompañó a los universitarios para honrar la muerte de los estudiantes que han fallecido en las protestas y para pedir a la Policía y al Gobierno que cese la represión y respete el derecho a manifestarse libre y pacíficamente.

ESTELÍ: Piden a la policía no reprimir

Miles de estelianos autoconvocados marcharon por las calles de Estelí, sin que se registraran incidentes. La mayoría desfiló desde la salida sur por las calles centrales de esta ciudad, y al pasar por las cercanías de la delegación del INSS, cantaron el Himno de Nicaragua. Lo mismo hicieron los marchistas cuando pasaron al frente de la Alcaldía cuyas puertas fueron cerradas y el personal de seguridad se ubicó en el interior del inmueble. Ellos dejaron ver que no son delincuentes y que sus actividades son cívicas. Al pasar frente a la Policía Nacional, pidieron a los oficiales que resguardaban la entrada que dieran curso a las investigaciones para esclarecer la muerte violenta de sus hijos. Cabe señalar que en Estelí, dos universitarios perdieron la vida en los disturbios escenificados la tarde y la noche del viernes pasado. También demandaron de los uniformados que se unieran a sus protestas. Y les ratificaron que son personas civilizadas. Los parientes de los fallecidos dieron el beneplácito a la iniciativa de los autoconvocados de gestionar ante el Gobierno pensiones vitalicias para los padres de estos y sus hijos. Aunque según una fuente policial, en Estelí no hay personas detenidas.  Al concluir la marcha que hizo un largo recorrido que duró tres horas, y la cual fue acompañada por personas en motocicletas y vehículos de cuatro ruedas no se reportaban hechos de violencia.

MATAGALPA: plantón en la catedral

Estudiantes y personas que están en contra de las reformas del INSS, realizaron un plantón frente a la catedral donde cantaban y gritaban consigna en contra del Gobierno de Nicaragua. Desde las diez de la mañana los protestantes escucharon el mensaje del padre César Corrales, quien los llamaba a la no violencia, los que posteriormente instalaron toldos al frente de la catedral donde instalaron parlantes para animar y agradecer a quienes los estaban apoyando en la protesta. Daniel Ríos, unos de los manifestantes señaló que estaba apoyando la protesta porque es necesario un estado de derecho ya que él ha sido víctima al ser desalojado de una propiedad por agentes del orden público sin justificación alguna, señaló. Los protestantes hacían el llamado a no caer en las provocaciones y evitar de esa manera la violencia, a la vez que pedían la libertad de los policías que supuestamente fueron detenidos por los mandos policiales en Managua al no querer participar en los planes de seguridad implementados por los mandos superiores.

LEÓN: Anuncian más protestas

Más de mil personas inconformes por la represión en contra de los universitarios y por la censura a los medios de comunicación, se congregaron desde hora del mediodía de este lunes en la plaza San Sebastián, en León. La protesta se extendió hasta en horas de la tarde, y mientras transcurría el tiempo se unía mayor cantidad de personas, entre ellos estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN-León, estudiantes de colegios de educación secundaria y miembros de la sociedad civil. Las fuerzas de choque del partido gobernante y trabajadores del Estado, también se realizaron otro plantón en las afueras de la Secretaria Departamental de dicha agrupación política, además se movilizaron en caravana detrás de las unidades de la Policía. Las fuerzas antidisturbios estacionaron sus unidades a escasos metros del lugar de la protesta en San Sebastián. Carlos Salinas, uno de los estudiantes que se autoconvocó en dicha marcha expresó que la protesta cívica va a continuar en las calles en los próximos días. “Que cese la represión en contra de los universitarios, están asesinando el futuro de nuestro país, quieren enterrar nuestros derechos ciudadanos de protestar libremente y exigimos la restitución del derecho de informar a los medios de comunicación independiente”, expresó Salinas.

SIUNA: solidaridad con familia

Un grupo de personas marcharon en la tarde de ayer por las calles de Siuna en solidaridad con los familiares de Raúl López, quien murió en protestas en Managua. Entre gritos exigían diálogo. Al caer la tarde varios establecimientos comerciales cerraron sus puertas por temor a enfrentamientos o disturbios en la ciudad, sin embargo la marcha culminó sin incidentes.