•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los jóvenes o adultos de los países vecinos que viajan a Nicaragua para realizar estudios superiores deberán presentar su carnet de estudiantes y la constancia de alumno activo de la institución donde estudia, en el país, indicó Maurició Orue, director del Instituto Centroamericano de Estudios Superiores (ICES).

Esas son las nuevas disposiciones establecidas esta semana por la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME) y la deben aplicar todos las universidades e instituciones de estudios superiores que tienen alumnos extranjeros, explicó Orúe.

También, al momento de hacer la solitud de ingreso, la cual debe realizar la universidad o instituto, se tiene que presentar el número telefónico del representante legal del mismo y la disposición establece que no se debe realizar el viaje sin antes haber recibido la autorización de ingreso al país.

“Antes la solicitud se hacía electrónicamente, se pasaba una lista especificando quiénes venían y quién los recibía aquí. El Ministerio de Gobernación llamaba y confirmaba la lista con el responsable de la institución académica y la gestión debía hacerse con siete días de antelación”, dijo Orúe.

“Hoy en la mañana (ayer) conocimos la nueva medida.  El ICES se ve afectado porque cada fin de semana vienen estudiantes de Honduras a las sedes de Somoto y Ocotal y esto provoca contratiempos”, comentó Orúe. “Son medidas que se toman por razones de seguridad y uno está de acuerdo, el problema es que no se hace con suficiente anticipación”, agregó.

Orue explicó que el ICES trabaja en conjunto con la Universidad Internacional de la Integración de América Latina (Unival) y ofrecen maestrías en Sicología Forense, Especialidades en Ciencias de la Educación, entre otras materias.

“Al mes, el ICES recibe a unos 300 estudiantes de Honduras, que llegan en diferentes grupos a recibir clases sabatinas y dominicales a los locales que tenemos en Somoto y Ocotal y medidas como la anunciada recientemente, siento que son como para obstaculizar la entrada de los estudiantes”, sostuvo Orúe.