•  |
  •  |
  • EFE

Nicaragua registró una nueva muerte materna y la cifra total en lo que va de 2018 es de 10, informó hoy el Gobierno local.

La víctima, una mujer de 24 años de edad, cuyo nombre no fue divulgado, falleció "después de complicaciones por hemorragias" en el Hospital Primario Fidel Ventura, de Waslala, un municipio ubicado a 241 kilómetros al norte de Managua, detalló la vicepresidenta Rosario Murillo, en una alocución pública.

El deceso ocurrió el pasado lunes, mientras se le practicaba una cesárea a la madre, afirmó Murillo.

El bebé de la mujer nació sano y pesó 7 libras, según la también primera dama.

El niño fue entregado a su padre y su salud es estable, agregó. El Gobierno de Nicaragua, que recientemente anunció una campaña para evitar las muertes maternas, ha expresado públicamente su preocupación por las mismas, a pesar de que la cantidad se viene reduciendo en los últimos tres años.

La mayoría de mujeres que sufren muerte materna pierden la vida por hemorragia durante el embarazo, en el parto y en la recuperación del parto, según datos oficiales.

En los últimos diez años, Nicaragua bajó la tasa de mortalidad materna de 118 por cada 100.000 nacidos vivos a 50,6 por cada 100.000 nacidos vivos, de acuerdo con los registros del Ministerio de Salud.