•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El Nuevo Diario publica una transcripción libre de las declaraciones de Daniel Ortega, Rosario Murillo, Carlos Tünnermann y moseñor Juan Abelardo Mata en la instalación del diálogo de Nicaragua.

Daniel Ortega

"Hemos vivido los dolores de la guerra, los dolores de la violencia, buena parte de los nicaragüenses hemos sufrido la pérdida de familiares, para no hacer larga la historia, guerras que provocaron más de 50 mil muertes, hermanos y hermanas haciéndonos la guerra, Camilo, mi hermano menor, fue capturado herido en Monimbó, lo torturaron y asesinaron, era un muchacho joven como ustedes.

A mí me tocó vivir desde los 14 años la experiencia de la represión y la tortura, de la prisión, pasé un poco más de 7 años en prisión y compartir el dolor de todo un pueblo, la incertidumbre de todo un pueblo, las guerras son duras, y claro que el pueblo quería la paz, desgraciadamente el mundo se impone de manera constante.

A todos nos duele la muerte de nuestros seres queridos, pero también tenemos la obligación de no responder a la violencia con violencia, lo que después termina con guerra, violencia que está aterrorizando a las familias en zonas de Managua, Masaya, a lo largo de la carretera que lleva hacia el Rama, donde se aterroriza, se asaltan negocios, eso no lo hace un joven con valores.

Con esos actos le hacen daño a todo el pueblo nicaragüense, se colocan tranques a lo largo del país donde los que sufren son los campesinos que no pueden sacar sus cosechas y productos para llevarlos al mercado, con ese tipo de acciones violentas se provoca la escases, ese tipo de reacciones violentas están sembrando el dolor en millones de Nicaragüenses.

Nadie está de acuerdo con la muerte de jóvenes de diferentes creencias políticas, las hemos condenado, y situaciones como esta solamente se resuelven en el marco de la ley, en el marco de la justicia, por eso hemos invitado a la CIDH para que acompañe ese esfuerzo, que nos den la lista de cuántos muertos y desaparecidos que hay en Nicaragua, que no se utilice la mentira, que nos pasen la lista, también a los señores obispos, ahí vamos a demostrarles que no hay un solo desaparecido, ni un solo preso, todos fueron liberados.

La policía, ha sido víctima de esta campaña, la policía tiene órdenes de no disparar y la prueba es que cuando se atacó el cuartel de Masaya donde estaba la policía protegiéndose en el cuartel, durante ese ataque la policía no disparó y resistió varias horas y no disparó.

En Matagalpa lo pueden confirmar los mismos ciudadanos, los religiosos que han estado mediando en estas tragedias, la policía tiene órdenes de no disparar y aquí quiero agradecer a la conferencia episcopal, a su eminencia reverendísima, el cardenal Leopoldo Brenes, a todos los señores obispos que invitaron a instalar este diálogo.

Somos los primeros que pedimos justicia, porque tiene que haber justicia para todos, para los estudiantes, sin afiliación política, y para los policías, la justicia no es solo para uno, los muertos están de todos lados y vamos a continuar trabajando para que se pueda fortalecer, se pueda enriquecer el proceso institucional de nuestro país, que tengamos instituciones cada día más fuertes, instituciones que le den seguridad y estabilidad a todos los nicaragüenses, por eso es que se ha abierto una mesa con una comisión de la OEA en donde veremos establecida una agenda que nos permita hacer los cambios que nuestro proceso histórico demanda en estas circunstancias, para tener una mayor fortaleza para emprender una lucha por la seguridad y la paz, y por el crecimiento económico de nuestro país.

Hoy la Nicaragua que crecía, atraía inversiones, respiraba trabajo y paz, esa Nicaragua está profundamente herida y quiero hacer el llamado a que se facilite el tránsito de las familias, todas las actividades económicas y del país están paralizadas, tenemos la responsabilidad de cruzar de este momento trágico para instalar las bases de nuestro país.

¿La policía debe tolerar ese tipo de actos? ¿Se debe encerrar la policía y tolerar ese tipo de actos?, aquí todos los días marchan estudiantes, a lo largo de la carretera a Masaya, hay zonas de seguridad como todo el país, ahí no se les ha reprimido, y al contrario salen bandas paramilitares, desgraciadamente los que se han tomado las universidades (la Upoli) tienen un arsenal de armas, vayan ustedes, una delegación y encontrarán todo tipo de armas.

Estos grupos asaltan vehículos, ayer un grupo de muchachos asaltaron un vehículo del Ministerio de Salud (MINSA), el vehículo llevaba exámenes de pacientes, y la policía no fue contra ellos porque si lo hacen, inmediatamente dicen que la policía es la mala, luego se accidentaron y se vio, todos lo vieron.

Una noche de estas, en la carretera a Masaya, derribaron un árbol y estaban celebrando, estamos viendo todo esto porque los mismos muchachos y muchachas que hacen esto lo graban, la policía tiene orden y se las ratifico, la policía no está para reprimir esas manifestaciones, ni si quiera hemos querido utilizar a la policía para resguardar el orden, y ahí sí estamos faltando a nuestros principios, y así como ustedes reclaman justicia, el pueblo también reclama justicia, que no maten a Nicaragua, eso pide el pueblo.

La orden ya fue dada y prueba de ello son los policías acuartelados en Masaya que no han atacado, no hubo un solo disparo, la policía está acuartelada, no la llegan a atacar con morteros sino con armas de fuego, la llegan a atacar con AK, eso explica por qué en Matagalpa tenemos cuatro oficiales heridos, esos no son angelitos los que andan baleando, aquí lo importante es que nosotros tenemos pruebas de que la policía solo actúa cuando la población los llama".

Rosario Murillo

"Hemos venido con buena fe y respeto, esta mesa debe de servir para que nos comuniquemos con respeto, expresemos nuestros sentimiento con respeto, como madre debo decir que el camino de Nicaragua no es la guerra, es realmente triste ver a una mujer agrediendo a otra mujer, les pido a todos que pensemos en Nicaragua.

Queremos un legado de paz, convivencia y aprendizaje, escuchar con respeto, quiero agradecer a la conferencia episcopal por haber brindado la oportunidad que quieren las familias nicaragüenses, escuchar con respeto".

Monseñor Juan Abelardo Mata

"Le pido a usted señor presidente, que repiense con su gabinete los caminos que ha recorrido, ha comenzado, con dolor lo digo, una revolución no armada, si quiere usted desmontar la revolución no es a fuerza de presión, ni balas de goma y plomo".

Carlos Tünnermann

"Su discurso ha sido decepcionante, vino haciendo un llamado a la paz, es su pueblo que le pide que aquí mismo ordene que va a cesar la represión, diga que está dando la orden para que cese la represión de la policía y fuerzas paramilitares, usted solo ha cumplido el primer punto, invitar a la CIDH, diga aquí que está dando la orden de que cese la represión a quienes se manifiestan pacíficamente, la constitución política fue hecha a su medida, y usted sabe que es derecho de los nicaragüenses manifestarse con toda libertad".