•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La Fiscalía de Nicaragua sostuvo hoy que el joven Javier Munguía, quien murió por asfixia durante las protestas en Nicaragua y cuyo cuerpo estuvo desaparecido por 10 días, supuestamente asaltó a un grupo de universitarios, el pasado 8 de mayo.

La fiscal auxiliar Grethel Fernández es quien hoy brindó esa decalración. El caso de Munguía tomó notoriedad porque su cuerpo apareció en el Instituto de Medicina Legal (IML), el pasado 18 de mayo, cuando su madre denunciaba ante la CIDH la desaparición de su hijo.

Según Fernández, un grupo de jóvenes se encontraba en una casa a eso de la 8:20 p.m. y dos universitarios salieron, cuando dos sujetos desconocidos en una motocicleta blanca se pusieron frente a ellos con la intención de robar sus pertenencias.

La Fiscalía, sin embargo, no precisó en cuál barrio ocurrió este supuesto delito.

"El joven Alexander Munguía Mendoza (q.e.p.d.) iba como pasajero (de la moto), además portaba en su mano derecha un arma de fuego, calibre 380, automática, con la que apuntó a una joven universitaria y le ordenó que le entregara todo lo que tenía", dijo en conferencia de prensa la fiscal.

Fernández agregó que una de las universitarias corrió al interior de la casa y gritó que había unos ladrones afuera.

De acuerdo con la Fiscalía, Munguía Mendoza siguió a esta joven exigiendo que le entregara una computadora portátil que tenía.

Uno de los universitarios, con la intención de salvaguardar su vida y la de los demás, forcejeó con Munguía Mendoza, intentando despojarlo del arma, continuó la fiscal.

"Otro de los estudiantes se le acercó por el lado izquierdo y continuaron forcejeando hasta caer al suelo junto a Munguía Mendoza y le quitan el casco que llevaba", detalló la fiscal.

Un tercer estudiante tomó el control de la situación y se enteraron que Javier Munguía Mendoza había fallecido, indicó la fiscal.

Muerte de Munguía Mendoza

Un dictamen forense hecho este sábado, 19 de Mayo por el patólogo independiente Nelson García Lanzas, reveló que la muerte de Javier Alexander Munguía, de 19 años, se produjo por asfixia.

El sepelio de Javier Alexander Munguía. Archivo/END

Así lo dijeron en declaraciones por separado María Elena Munguía, tía de Javier Alexander Munguía; Pablo Cuevas, de la Comisión Permanente de Derechos Humanos(CPDH) y Karla Martínez, de la Unión de Abogados de Nicaragua.

“El forense dijo que el joven (Javier Alexander Munguía) tiene cuatro golpes en el rostro y que tiene uno en el pecho; pero que esa no fue la causa de su muerte, sino que la causa de su muerte fue por asfixia”, relató Pablo Cuevas de la CPDH.

Para Cuevas, el hecho de que Javier Alexander Munguía haya muerto por asfixia significa que fue “estrangulado”.

Rosa Elena Munguía reiteró que la muerte de su sobrino fue por asfixia y no por causa natural, como le informaron en el Instituto de Medicina Legal (IML) a Margarita Mendoza, madre del joven cuyo cadáver apareció el pasado viernes en la morgue de la medicatura forense.

El joven ya ha sido sepultado y se cuenta como una de las 76 víctimas mortales de las protestas en Nicaragua.