•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La iglesia de Nuestra Señora de Fátima resultó pequeña para la multitud que acompañó a monseñor Miguel Mántica en una misa que se realizó esta tarde en apoyo a la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN).

La feligresía se congregó en la rotonda Jean Paul Genie y se enrumbó a Camino de Oriente, donde el 18 de abril iniciaron las protestas que han dejado más de 70 muertos, para luego concentrarse en la Parroquia Nuestra Señora de Fátima.  

Lea: Graduación de la UCA dedica emotivo homenaje a jóvenes que perdieron la vida en las protestas

El objetivo de esta marcha es para respaldar a los obispos que conforman la comisión de mediación en la mesa del diálogo nacional.

"La feligresía nos está apoyando, en especial a monseñor Silvio Báez quien ha recibido amenazas y difamación", expresó monseñor Mántica.

Te interesa: Motorizados matan a hombre que en su carro llevaba banderas de Nicaragua

La CEN decidió suspender temporalmente la mesa de diálogo nacional por la falta de acuerdo existente entre el Gobierno, los estudiantes, la sociedad civil y el sector privado.

La decisión de la Iglesia se produjo después de que en la tercera sesión del diálogo, y tras más de 7 horas de debate, los interlocutores fueran incapaces de profundizar ni en la democratización planteada por todos los sectores menos el Gobierno, ni en la desinstalación de los bloqueos en las carreteras, la gran preocupación del Ejecutivo por sus graves consecuencias económicas y sociales.

Lea: EEUU condena violencia en Nicaragua y urge implementar "por completo" recomendaciones de la CIDH

Nicaragua cumple hoy 38 días de una crisis que se ha cobrado al menos 76 muertos y 868 heridos, según cifras de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.