•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A pesar del inclemente sol, Martha López, de 50 años, llegó antes de las 2:00 p.m. a la rotonda Jean Paul Genie, en Managua. Pese al dolor, sabía que debía estar ahí. Era la mejor manera de honrar la memoria de su hijo y demandar justicia.

 Ramiro Ortiz: “Busquemos una salida pacífica y rápida a esta crisis”

Ismael José Pérez era el nombre del joven y cada vez que su nombre sonaba por el altoparlante, la emoción embargaba a su mamá quien gritaba “justicia” y un gesto de dolor se dibujaba en su rostro.

Ismael tenía 32 años y murió de un disparo mientras trataba de evitar el saqueo de un supermercado cercano a su barrio.

La demanda de justicia por sus deudos fue el común denominador de una multitud que acompañó a las más de 80 madres que han perdido a sus hijos durante las violentas protestas en contra del Gobierno.

La vía quedó pequeña 

La marcha que se desarrolló a lo largo de la carretera Masaya, una de las más grandes y transitadas de la capital, quedó pequeña para las miles de personas que asistieron portando pancartas y banderas azul y blanco.

 Empresarios proponen elecciones anticipadas

Al frente de la marcha iban las Madres de Abril, algunas de edad avanzada a las que no les importó recorrer los más de 5 kilómetros entre la rotonda Jean Paul Genie y la Universidad Centroamericana, a donde concluiría la manifestación pacífica.

La marcha convocada por el Movimiento Madres de Abril en el paso a desnivel de la colonia Centroamérica.

Cada una de las madres llevaba consigo una rosa blanca, una pequeña cruz de cartón con el nombre o fotografía de su hijo fallecido, durante el recorrido hicieron tres pausas para nombrar a cada una de las víctimas; la primera, frente al edificio Movistar, la siguiente al cruzar el paso a desnivel de la Centroamérica y la tercera por el colegio Teresiano.

 Marcha de Madres de Abril: Ataque a balazos deja varios muertos y heridos graves

Ha sido una de las manifestaciones más  grandes en 44 días de protestas.