•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Estados Unidos condenó ayer la “violenta respuesta” del Gobierno de Nicaragua a marchas opositoras del 30 de mayo, que elevó a cerca de un centenar los fallecidos en seis semanas de protestas, y advirtió que los violadores de derechos humanos deberán rendir cuentas a nivel internacional.

“La comunidad internacional y los ciudadanos de Nicaragua han urgido reiteradamente al gobierno nicaragüense a que ordene a su policía y sus matones que detengan la violencia, respeten los derechos humanos y creen las condiciones para un futuro pacífico”, indicó la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert.

 

Fotos: Catedral de Managua, un refugio para protestantes

“Los violadores de los derechos humanos serán responsabilizados por la comunidad internacional en foros internacionales”, agregó en un comunicado.

La portavoz del Departamento de Estado dijo que el gobierno de Donald Trump insta a una “investigación inmediata” del grupo de expertos independientes, cuya creación fue anunciada el miércoles por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Secretaría General de OEA, en acuerdo con el gobierno nicaragüense.

También dijo que Estados Unidos apoya “negociaciones pacíficas” para resolver la crisis, a pesar de la suspensión del diálogo liderado por la Iglesia Católica.

Parlamento europeo

El Parlamento Europeo aprobó este jueves una resolución no legislativa en la que condena la “brutal represión” en contra de manifestantes pacíficos en Nicaragua, y pide una reforma electoral que permita elecciones justas y creíbles para resolver la crisis que está atravesando el país.

 El hijo de un policía muere en manifestación

Los eurodiputados reclaman a las autoridades nicaragüenses la reanudación del diálogo nacional y “poner fin al continuo autoritarismo, represión y violencia en Nicaragua, y que tales medidas incluyan, como solución a la crisis, la organización de elecciones libres, justas y transparentes con observadores internacionales independientes para garantizar que no se cometa un fraude electoral”.

La resolución fue aprobada con 536 votos a favor, 39 en contra y 53 abstenciones, de acuerdo con la información divulgada en el portal oficial del Parlamento Europeo.

En el documento, los eurodiputados instan al gobierno nicaragüense a restablecer el orden democrático, respetar la libertad de medios de comunicación y expresión, y detener el acoso a los periodistas.

“Por último, la resolución insiste en la urgencia de combatir la corrupción generalizada en los círculos políticos de Nicaragua y muestra preocupación por los vínculos del presidente Ortega y otros conflictos en la región”, apuntó el organismo en una nota de prensa.

OEA se pronuncia

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, condenó los ataques mortales ocurridos en la marcha de las madres de abril, el pasado 30 de mayo y llamó al Estado de Nicaragua a cesar la violencia de las fuerzas represivas y los grupos armados.

 Más de 100 muertos en protestas

“El único camino político hacia adelante para Nicaragua es democrático, de elecciones libres, transparentes, justas, que representen la voluntad del pueblo. Esa es la única solución para el pueblo de Nicaragua”, aseguró Almagro en un video.

Según organismos de derechos humanos con presencia en Nicaragua, al menos 11 personas fallecieron y otras 79 resultaron heridas tras ser atacadas por fuerzas policiales y paramilitares el día 30 y la madrugada del 31.

Almagro aseveró que para “recomponer a Nicaragua” se precisa “la verdad, la justicia y la no repetición”, por lo que requiere identificar a los más altos responsables de los hechos violentos ocurridos en la crisis que afecta a Nicaragua desde hace 45 días y que ya ha dejado más de 80 personas fallecidas y centenares de heridos.

Almagro enfatizó que el Grupo de Investigación de Expertos Independientes (GIEI), creado por recomendación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) tras su visita al país, debe de comenzar a trabajar a la brevedad en la investigación de las muertes de manifestantes entre abril y mayo.

CIDH reacciona

Antonia Urrejola, relatora especial de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), expresó que este organismo recibió las denuncias de muertes y heridos de gravedad producto de los hechos violentos ocurridos luego de la denominada “Marcha de las madres de abril”.

 “Amnistía no va a parar hasta que el Gobierno de Nicaragua no pare esto”

Urrejola subrayó la cuarta recomendación del informe preliminar de la CIDH sobre la situación en Nicaragua, que indica que el Estado “debe de garantizar la vida e integridad de todos los manifestantes”.

Por su lado, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) repudió la violencia ejercida en contra de los manifestantes que participaban en la marcha del miércoles.

“Hacemos un llamado al Estado a adoptar medidas concretas y eficientes para cumplir con su obligación de garantizar la vida y la integridad de todos sus ciudadanos”, indicó el organismo en un comunicado divulgado en su cuenta oficial de Twitter.