•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los tranques aumentaron a nivel nacional y algunos departamentos han cerrado las vías de manera total como rechazo al reciente ataque contra las personas que participaban en la marcha del Día de las Madres en Managua, en la que se exigía justicia y la democratización del país.    

En las carreteras hacia los departamentos y municipios se han instalado barricadas elaboradas con adoquines, llantas, troncos de árboles y hasta han puesto furgones atravesados en las vías para impedir el paso vehicular, como es el caso de Diriamba, municipio de Carazo.

 Gobierno de Nicaragua se reunirá con OEA para discutir reformas electorales

Pobladores cercanos a los tranques brindan alimentos y bebidas a los ciudadanos que se encuentran al frente de los mismos, y por las noches la comunidad sale de sus viviendas para apoyarlos. 

Carlos Galo, poblador del tranque de Las Maderas, situado en el kilómetro 50 de la carretera Panamericana Norte, mencionó que todavía están dejando pasar los vehículos  livianos de forma escalonada, pero que el transporte pesado está estancado.

“Acá estamos enardecidos porque oficiales (de policía) y simpatizantes del Gobierno dispararon desde el Estadio Nacional contra la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) a los manifestantes, dejando un saldo de más de 15 muertos. Vamos a presionar más a este Gobierno para que se vayan, porque ya no pueden gobernar este país donde se derramó la sangre de nuestros hermanos”, dijo Galo.

Habitantes de la comunidad indígena de Monimbó, Masaya, resisten los ataques nocturnos y están en contra de los saqueos a negocios y sucursales bancarias, que según ellos, cometen grupos de la Juventud Sandinista. 

Un grupo de madres piden la entrega de sus hijos detenidos en "El Chipote"

La situación empeora en Matagalpa y Sébaco, porque la población está tensa debido a que los autoconvocados anunciaron que reforzarán el bloqueo. Por ahora solo dejarán pasar alimentos y ambulancias con sus respectivas remisiones de pacientes.

Los autoconvocados publicaron en las redes sociales que en Matagalpa están de acuerdo con un paro nacional.

También se mantienen las trincheras en Matiguás, Río Blanco, Mulukukú, Ubú Norte, en Paiwas; El Naranjo y Puerto Viejo, en Waslala.

En Matiguás cada tres horas abrían el paso ayer a los vehículos.

En Camoapa, municipio de Boaco, en horas de la tarde de ayer los tranques mantenían un bloqueo total, sin embargo, por la mañana el paso de vehículos era de manera escalonada.

Los tranques en el departamento de León están liderados por autoconvocados y civiles, quienes priorizan la circulación de las ambulancias y carros con niños, mujeres embarazadas y adultos mayores.

 

Mientras que en Chontales sobre la carretera Juigalpa-Managua hay una considerable cantidad de vehículos de carga pesada que se encuentra desde el pasado jueves a la espera que les den paso por la salida de Juigalpa  a Managua.

 Jefe de la ONU condena masacre a manifestantes en Nicaragua

En Rivas, el tranque se activó desde la mañana de ayer en el tramo del kilómetro 106 al 113 de la carretera Sur.

En cambio, los vehículos que transitaban sobre el tramo del Triángulo Minero y Puerto Cabezas quedaron varados, porque los responsables de los tranques obstaculizaron la vía de manera total.

(Con la colaboración: Francisco Mendoza, Mercedes Sequeira, José Luis González, Tania Narváez, Lésber Quintero y Auxiliadora Martínez).