•  |
  •  |
  • END

En todas las fronteras nacionales, tanto en el norte como el Sur, así como en el Caribe, las autoridades locales están ejerciendo medidas de control sanitario para prevenir el ingreso de alguna persona con los síntomas del virus AH1N1. Reportes desde Río San Juan, Chinandega, Nueva Segovia y Puerto Cabezas así lo indican.

Los ciudadanos procedentes de Los Chiles, Costa Rica, extranjeros o nicaragüenses, ingresan por el puesto de San Carlos bajo la vigilancia del personal, tanto individual como su mercancía, pues no se está permitiendo la entrada de productos derivados del cerdo ni animales vivos.

El preescolar “Rubén Darío”, ubicado en la calle principal de San Carlos, ha sido acondicionado para que funcione allí el centro de aislamiento de las personas que podrían resultar afectadas por la influenza.

Plan en Nueva Segovia

El doctor Francisco Reyes, Director del Sistema Local de Atención Integral en Salud en Nueva Segovia, anunció que se ha activado el plan de acción, que implica la espera de los primeros sospechosos de contagio por el virus AH1N1.

Reiteró que el monitoreo y la vigilancia sanitaria se mantienen activos las 24 horas del día en los pasos fronterizos de Las Manos y El Porvenir, en Jalapa, que colinda con el territorio de Las Trojes, Honduras. En ambos puntos hay un equipo de diez personas entre médicos y enfermeras que chequean a los viajeros, tanto a los que entran o como a los salen del país.

Llegan 29 deportados procedentes de México

Desde Chinandega se reportó que un total de 29 nicaragüenses ingresaron a las nueve de la noche del jueves a través del puesto fronterizo El Guasaule deportados de varias ciudades de México.

El comandante Danilo Narváez, jefe de Migración y Extranjería en los departamentos de León y Chinandega, confirmó a EL NUEVO DIARIO que personalmente recibió al grupo de 29 hombres y mujeres, quienes llegan con su respectiva certificación médica avalada por el Ministerio de Salud (Minsa).

Activan comité de emergencia en Bilwi

Autoridades del gobierno y del Consejo Regional en la Región Autónoma del Atlántico Norte activaron el Comité de Emergencia Regional y los comités municipales de emergencia de los siete municipios de la zona ante la amenaza de influenza humana y la declaración de Alerta Sanitaria Nacional.

La doctora Lucía Lira León, Directora del Silais de la RAAN, dijo que todo el personal de Salud está abocado en función de la amenaza y se han formado equipos para respuesta rápida en los diferentes municipios, y en el caso de Bilwi, se identificaron tres puntos que podrían funcionar como sitios de atención a personas afectadas.

110 directores de centros de primaria y secundaria fueron capacitados para conocer los posibles síntomas de la enfermedad, cómo prevenirla y su atención primaria antes de llegar a un puesto de salud cercano.

El doctor Léster Ñamendys, Subdirector del Policlínico, dijo que en Puerto Cabezas han orientado al personal médico el uso de mascarillas en caso que se tenga a un paciente con la sintomatología.

Silais de Masaya en constante vigilancia

Las instituciones como el Magfor, MTI, Silais, Alcaldía de Masaya, entre otras, informaron durante una conferencia de prensa que se están tomando todas las medidas necesarias para evitar la propagación el virus AH1N1.

El doctor Silvio Navarro, Director del Silais-Masaya, dijo que lo importante para evitar la gripe es que la población acate las recomendaciones que se han dado a conocer ampliamente.

Agregó que se está vigilando la laguna de Tisma, ya que allí llegan aves de todas partes, pero hasta el momento no se detectado nada anormal en ninguna de ellas.


(Con la colaboración de Fermín López y Mercedes Vanegas)