•   Departamentos, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El paro nacional mantiene este jueves en inercia las ciudades del interior del país, donde los establecimientos comerciales están cerrados y hay pocos vehículos y peatones en las calles. También se reportan enfrentamientos en algunos municipios, que han dejado al menos a cinco personas muertas: Dos en León, dos en Bilwi y uno en Tipitapa.

Bilwi. Al menos dos personas murieron, uno de ellos es Ulises Santiago, y varios resultaron heridos durante una marcha en apoyo al paro nacional, organizada por Yatama. Durante la manifestación hubo un enfrentamiento con sandinistas que estaban en el parque municipal. Representantes de una radio sandinista y las instalaciones de la Alcaldía denunciaron ataques a sus edificios. Los lesionados son atendidos en el hospital regional Nuevo Amanecer.

Ulises Santiago, uno de los muertos hoy en Bilwi. Cortesía/END

Nindirí. Fuerzas parapoliciales atacaban Nindirí esta tarde y algunas personas saquearon el restaurante También saquearon un supermercado y la iglesia Católica hizo sonar las campanas, para alertar a los pobladores. Fuentes religiosas indican que los armados ingresaron a la iglesia en Nindirí y se llevaron a la fuerza a varias personas.

Tipitapa. Un joven del barrio Oronte Venteno, de nombre Agustín Mendoza Lira, murió durante un ataque registrado hoy en el municipio de Tipitapa. Los pobladores expresaron que motorizados, patrullas repletas de antimotines y simpatizantes del Gobierno atacaron sin importar que a esa hora salían trabjadores de una zona Franca.

Matagalpa. El comercio en Matagalpa, como almacenes, restaurantes, distribuidoras y supermercados están cerrados. También pararon sus servicios el sector transporte, selectivo, urbano e intermunicipal. La cooperativa de transporte Contramusun mantiene sus unidades parqueadas y los portones cerrados.

Masaya. Completamente vacías están las calles de la ciudad de Masaya en apoyo al paro nacional. Los habitantes han optado por permanecer dentro de sus viviendas, como medida de protección ante los ataques de civiles armados y antimotines en otros municipios y departamentos.

“Estamos en apoyo total, unidos somos más fuertes, la ciudad está en completo silencio y eso demuestra el respaldo del pueblo nicaragüense”, expresó Eduardo Cisneros, habitante del Barrio Monimbó.

Vilma Ramírez, habitante del Barrio San Jerónimo, dijo: “Hoy no vamos a salir de nuestras casas, estamos respaldando el paro nacional, aquí somos 5 personas las que trabajamos y ninguno salió a sus labores, porque queremos un país diferente por nosotros y por nuestros niños”.

El sepelio del joven asesinado en Tipitapa.Oscar Sánchez/END

Granada. Esta ciudad colonial también está en parálisis. “Se ve que la población granadina también se ha sumado a la causa, puede notarse que han obedecido al llamado del paro y han obedecido las recomendaciones; somos mayoría los que queremos un cambio por Nicaragua, aquí no son 3 personas las que están apoyando, sino toda una ciudad completa está presente”, aseguró Gustavo Solís, habitante del Barrio Bartolomé.

Los barrios y calles permanecen solitarios, la misma población hace llamados a permanecer en las casas ante cualquier enfrentamiento que pueda darse, ya que sienten inseguridad.

Chontales. En Cuapa hubo un enfrentamiento en la delegación policial, esta madrugada, y quemaron una patrulla y una moto de la Policía. No se reportan heridos. En la estación, quebraron las persianas de vidrio.

Una de las calles en Granada. Katherín Chavarría/END

León. Dos personas murieron: Un monaguillo en el municipio de León y un hombre adulto en Nagarote. La ciudad de León ha sido escenario de enfrentamientos esta tarde. Esta localidad experimenta por tercer día consecutivo un paro de labores, debido a que organizaciones de la sociedad civil, el Movimiento Universitario 19 de Abril y empresarios habían iniciado el martes un paro departamental, que se ha extendido hasta este jueves con el paro nacional.

Durante toda la noche del miércoles se registraron detonaciones de morteros y balas, así como enfrentamientos donde la población de San Felipe, Ermita de Dolores, Sutiaba, Laborío, El Sagrario, han tenido que defenderse con piedras y morteros.

Las empresas, negocios privados, los mercados municipales y supermercados permanecen cerrados.

Se observan barricadas en las vías de los barrios del centro histórico y de áreas suburbanas, y fuerzas de choque y paramilitares se desplazan en camionetas lanzando balas y tratando de desbaratar las barricadas.