•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Continúan llegando personas detenidas de forma ilegal a la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ) aseguró Carla Sequeira, representante de la Comisión Permanente de los Derechos Humanos (CPDH).

Sequeira se mantiene desde el 15 de junio en los portones de la DAJ, junto con decenas de familiares de las personas detenidas para indagar si se encuentran en ese lugar. En total, la CPDH tienen denuncia de 24 ciudadanos detenidos sin orden de captura o por civiles armados, lo que representa una violación de los derechos humanos, dijo la abogada de la CPDH. 

Sequeira detalló que cinco de los detenidos fueron apresados el pasado 15 de junio. “El resto (19) ingresó entre ayer (sábado) y hoy (domingo) en la mañana”, declaró”. Añadió que de los 24 detenidos, cinco fueron capturados en Jinotepe, municipio del departamento de Carazo,  la noche del sábado durante el ataque a un tranque sobre la carretera Panamericana sur.  

Los detenidos en esta redada son: Rommel Antonio Delgado, Jairo Samuel Reyes, Carlos Ernesto Acevedo, Mario Acevedo, Arturo Chaves. La representante de la CPDH aseguró que estas personas fueron detenidas por grupos parapoliciales.

El resto de las capturas ocurrieron en los barrios de Managua, Laureles norte, Reparto Rene Schick y Bello Horizonte. Sequeira dijo que en la capital, la mayoría de las detenciones fueron hechas por policías y durante la madrugada de ayer y la noche del sábado, sin órdenes de detención. 

Capturado un día antes del delito

José Félix Centeno, de 34 años, fue detenido el 15 de junio y ahora lo acusan de haber secuestrado una cisterna de combustible, aseguró su pareja Francis Mora Romero, quien se encontraba en las afuera de la DAJ. 

Mora Romero refirió que la acusación por el secuestro del camión no tiene lógica, ya que ese hecho ocurrió el 16 de junio y Centeno fue capturado un día antes en el barrio capitalino de Nueva Libia, a las 10 de la mañana, cuando regresaba de un centro comercial. 

Dos amigos detenidos

Mauricio José López y Román Alberto Castillo, fueron capturados la noche del sábado en las Sierras de Managua, frente a una iglesia católica, denunció Karla Patricia Silva, esposa de López. Ambos personas regresaban de celebrar el cumpleaños de un amigo, cuando fueron interceptados por desconocidos a las 11 de la noche. 

Ayer en la mañana se enteraron que López y Castillo estaban en las celdas del DAJ. Silva dijo que ellos andaban en moto y no saben aún por qué los detuvieron. López es trabajador de la Universidad Nacional de Ingeniería y Castillo estudiante de secundaria.