•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH) informó hoy que registran 285 asesinatos durante la crisis en este país y denunció que hay operativos armados fuera de la ley, así como la imposición de un estado de sitio no declarado.

Álvaro Leiva, secretario ejecutivo de la ANDPH indicó que entre el 19 de abril, cuando murió la primera persona, hasta hoy, son 285 los asesinados, incluidos 20 menores de 18 años.

En una conferencia de prensa, Leiva leyó los nombres de 262 personas asesinadas, cuyas identidades han sido registradas por la ANPDH.

El defensor de los derechos humanos agregó que los otros 23 muertos no han sido idenficados, pero cuentan con fotos y testimonios que corroboran lo ocurrido. Esos casos, explicó, son monitoreados.

Leiva también denunció la existencia de un estado de sitio impuesto por fuerzas de choque afines al gobierno.

"Existe un estado de sitio no declarado" que ha sido impuesto por "grupos paramilitares y de choque", dijo Leiva.

"Hay capturas ilegales, torturas, asesinatos atroces selectivos, allanamientos de morada sin órdenes judiciales", continuó Leiva.

Nicaragua sufre una crisis que mantiene con barricadas diferentes barrios de Managua, así como tranques en varios municipios.

La inseguridad, por otro lado, ha incrementado en este país, puesto que encapuchados que se movilizan en camionetas y motocicletas disparan a matar, tanto en Managua como en los departamentos.

Por tal motivo, en Managua los pobladores no salen por las noches, para evitar a los encapuchados que circulan armados y que ya han madato al menos a diez personas.

Para Leiva, en Nicaragua existe un abuso de las personas con armas de fuego.

"Existe un uso desmedido de armas de fuego" por parte de la Policía Nacional, "hay armas de alto calibre de guerra, especialistas francotiradores" que disparan contra los pobladores, criticó Leiva.

La ANPDH también ha confirmado que las personas que han sido capturadas de forma ilegal presentan signos de maltrato.

"Son torturas crueles de parte de la Policía Nacional y de organismos combinados, que han dañado la imagen de la institucionalidad de la Policía Nacional", dijo Leiva.

El defensor de los derechos humanos llamó a un urgente cese de hostilidades en Nicaragua.

Por su parte, Danilo Martínez, delegado de la ANPDH en Masaya, explicó que durante la crisis en Nicaragua se da un promedio de 130 asesinatos por mes, por lo que urgió a un cese de la violencia.