•   Matagalpa, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los cinco jóvenes miembros del Movimiento 19 de Abril que fueron detenidos el pasado lunes en Matagalpa y trasladados a las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), conocida como El Chipote, fueron acusados en los tribunales de Managua.

A Marily Roque Ordóñez, Solange Centeno Peña, Roberto Cruz, Eduardo Picado Tijerino y Francisco Antonio Castro la Fiscalía les imputa cargos por secuestro extorsivo, robo agravado, tenencia y uso de armas restringidas y crimen organizado.

La acusación contra los jóvenes que protestaban contra el Gobierno desde un tranque ubicado en el sector de Las Praderas, en la salida de la ciudad de Matagalpa, fue presentada este sábado en el Juzgado Noveno Penal de Audiencias de Managua.

El Ministerio Público les atribuye el robo de dos camionetas y la quema de la delegación policial de El Jicaral, municipio de León. Esos hechos delictivos supuestamente fueron cometidos por los acusados entre el 6 y el 9 de junio, según la extensa acusación presentada ayer. La audiencia inicial será el próximo 16 de julio.

La Sala Penal II del Tribunal de Apelaciones de Managua había nombrado cinco jueces ejecutores para conocer de la situación legal de los cinco matagalpinos que permanecían en El Chipote, pero a los tres abogados que intentaron cumplir la orden no se les permitió el ingreso, aseguró la abogada Yonarquis Martínez de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).