•   Carazo, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Civiles armados pro-Gobierno son señalados como responsables de la desaparición de tres personas durante el ataque a un tranque en Jinotepe y del secuestro de un conductor de bus y su ayudante en San Marcos.

Testigos narraron que los jinotepinos José Dolores Borges, Manuel Hernández y Edwin Hernández fueron retenidos por parapoliciales que a eso de las 11:30 a.m., este martes, entraron por San Marcos y El Rosario y atacaron contra los manifestantes apostados en el tranque ubicado entre El Dulce Nombre y Hertylandia.

Familiares de los tres protestantes desaparecidos se dirigieron a la parroquia Santiago en busca de ayuda y circularon las fotos de estos en las redes sociales.

“Los paramilitares entraron disparando, ahí empezó el enfrentamiento, solo vi cuando montaron a dos en la camioneta, pero como estaban disparando no podíamos hacer nada”, aseguró uno de los jóvenes, que presenció la agresión.

Transportistas, secuestrados

Ayer, también fue denunciado el secuestro del conductor de un bus, identificado como José Luis Zambrana y su ayudante Jefersson Alexander Largaespada, de 21 años.

Según testigos, el microbús de la ruta Jinotepe-Managua, placa M 2423, fue retenido la tarde de ayer en el sector de Las cuatro Esquinas, de San Marcos, por parapoliciales que tras obligar a bajar a los pasajeros que viajan en la unidad, se llevaron al conductor y su ayudante sin que se conozca su paradero.

“Ellos venían normal de Managua hacia Diriamba, traían como con 19 pasajeros, a eso de las 4:00 p.m., pero en las Esquinas los paramilitares bajaron a las personas, al cobrador y al chofer se los llevaron, la gente se montó corriendo en otro bus”, relató un conductor de mototaxi, quien pidió el anonimato.

El microbús fue recuperado media hora después del secuestro; sin embargo, José Luis Zambrana y Jefersson Alexander Largaespada hasta el cierre de nuestra edición continuaban desaparecidos.