•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Uno cojeando y otro con la cabeza vendada donde se observan manchas de sangre, así fueron presentados este miércoles en los Juzgados de Managua algunos de los 23 jóvenes originarios de  Sébaco y Tipitapa capturados el fin de semana en las “operaciones limpieza” que hizo la Policía con fuerzas parapoliciales en ambas ciudades.

El primer grupo de jóvenes en ser sentados en el banquillo de los acusados estuvo compuesto por 11 originarios de Sébaco, municipio de Matagalpa, a quienes la Fiscalía les atribuye los delitos de terrorismo, portación ilegal de armas, uso de armas restringidas, fabricación de explosivos (bombas molotov).

A los manifestantes originarios de Sébaco, el ente acusador también les imputa los ilícitos de crimen organizado, obstrucción de servicios  y homicidio. Este último ilícito en perjuicio de Luis Alberto Espinoza Ruiz, un civil que pereció durante la llamada “operación limpieza”, según la acusación fiscal.

Imponen defensores

En el caso de los acusados originarios de Sébaco, los abogados de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) denunciaron que la jueza suplente Quinto Distrito Penal de Audiencia de la capital, María Lourdes Corea, les impidió asumir la defensa e impuso a pefensores Públicos.

“Estamos aquí desde antes que iniciara la audiencia (preliminar) facilitamos las cédulas de identidad de los familiares de los reos para que pasaran; se nos dijo que íbamos a ser llamados cuando la jueza estuviera en el auditorio y, sin embargo, inició la audiencia y no nos permitieron ingresar”, denunció la abogada Yonarquis Martínez, de la CPDH.

La jueza María Lourdes Corea, quien hizo la audiencia a puerta cerrada, negó los señalamientos hechos por la abogada Martínez a través de la Dirección de Prensa del Complejo Judicial Central Managua.

“No es cierto que se haya negado el derecho a los de la CPDH de ejercer la defensa (de los acusados). Antes que iniciara la audiencia se buscó a los abogados (defensores)  y no había nadie”, mandó a decir la judicial Corea.

Joven aparece golpeado en el hospital y la policía lo apresa

Al final de la audiencia, la jueza María Lourdes Corea dictó la prisión preventiva para los 11 ciudadanos originarios de Sébaco y programó audiencia inicial para el próximo 26 de julio.

12 tipitapeños

En una segunda audiencia, el juez Séptimo Distrito Penal de Audiencia de Managua, Abelardo Alvir  Ramos, aceptó la acusación que la Fiscalía presentó contra 12 ciudadanos originarios de Tipitapa, quienes protestaban en un tranque desmotando el fin de semana.

A estos 12 acusados, entre los que figura Yudielka Flores Aburto, única mujer del grupo, la Fiscalía les imputa los delitos de terrorismo y portación ilegal de  armas.

En este caso, la audiencia inicial fue programada por el juez Alvir Ramos para el próximo 2 de agosto, porque la Fiscalía pidió la tramitación compleja del proceso, lo que duplica automáticamente los términos del proceso.