•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A medida que se agudiza la violencia en el contexto de la crisis sociopolítica en el país, más nicaragüenses están gestionando documentos migratorios.

Solamente en la última semana, la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME) extendió 1,146 pasaportes a nacionales cada día, lo que indica que el número de solicitudes se duplicó en comparación con los primeros dos meses de protestas.

Las autoridades de la DGME anunciaron el pasado lunes que se entregaron 8,041 pasaportes a nacionales en la semana que abarcó entre el 7 y el 13 de julio. Mientras que en el primer informe de trámites migratorios, brindado por las autoridades de la institución a finales de junio, se especificó que en los primeros 68 días de protestas se habían entregado un total de 35,555 documentos, a un ritmo de 522 diarios. 

En total, entre el 18 de abril y el 13 de julio se han emitido 56,150 pasaportes,  15,401 visas de menores de edad y 3,402 certificados de movimientos, apuntan los informes oficiales.

En comparación con el último informe anual divulgado por la DGME, que abarcó entre octubre de 2014 y el 2015, el promedio diario de emisión de pasaportes también se ha duplicado desde que inició la crisis, puesto que se entregaron 185,465 en todo ese año, un promedio de 504 diarios.

El pasado 4 de julio, autoridades de la DGME declararon a medios afines al Gobierno que en los días recientes se registró un aumento en las solicitudes de visas y pasaportes de hasta un 50% y 60%; sin embargo, “en los puestos fronterizos es menor el proceso de salida”, sin precisar más detalles sobre este aspecto.