•   Ciudad de Guatemala, Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La cúpula empresarial de Guatemala pidió este jueves el fin del gobierno del presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, para frenar la crisis en ese país tras una ola de represión a protestas opositoras que ha dejado unos 280 muertos.

"Nicaragua no será un país viable para la paz y el desarrollo mientras el régimen actual siga en el poder", afirmó en un comunicado el Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras (CACIF), la principal e influyente gremial de empresarios en Guatemala.

El CACIF acusó al gobierno de Ortega de cometer "atropellos" contra "las familias nicaragüenses" y llamó a la presidencia guatemalteca a retirar al embajador en Nicaragua, Jaime Regalado, como una medida de presión para demandar el cese de la violencia.

Los empresarios de Guatemala pidieron a sus pares latinoamericanos exigir a sus respectivos gobiernos la salida de sus diplomáticos en Nicaragua, y "emitir un posicionamiento contundente ante esta lamentable situación".

En El Salvador, integrantes de organizaciones feministas se manifestaron frente a la embajada de Nicaragua para reclamar el fin de la represión de los manifestantes que exigen la salida del gobierno.

Ortega, un exguerrillero de 72 años, enfrenta una profunda crisis política que detonó el 18 de abril por una fallida reforma al sistema de pensiones que, tras la muerte de manifestantes por la represión gubernamental, derivó en la demanda de su salida anticipada del poder.

Guatemala evalúa llamar a consultas a su embajador en Nicaragua por crisis

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Guatemala dijo hoy que evalúa la posibilidad de llamar a consultas a su embajador en Nicaragua, Jaime Regalado, para que explique la situación de violencia que se vive en ese país.

"Se está evaluando y considerando la posibilidad de que nuestro embajador designado en Nicaragua pueda ser llamado a consultas para que venga a Guatemala y pueda explicar los detalles de la situación", aseguró la Cancillería en un comunicado en el que recuerda que la crisis se está abordando a nivel regional y multilateral.

El Gobierno de Guatemala reiteró este jueves su "suma preocupación" por la situación de Nicaragua y volvió a hacer un llamamiento al diálogo y al fortalecimiento de las instituciones democráticas.

"Estamos analizando la parte comercial, que definitivamente afecta a toda la región. Es de valorar el papel fundamental que los embajadores han tenido en cuanto a la negociación para permitir el paso de los transportistas y contenedores que se encontraban varados en las carreteras", añade el comunicado.

Esta opinión se emite después de que la cúpula empresarial de Guatemala pidiera al Gobierno retirar a su embajador como medida de rechazo a la represión que se vive en Nicaragua.

Los empresarios además exigieron al Parlamento Centroamericano (Parlacen), a la OEA, a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y al Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) que condenen la violencia.

Nicaragua registra entre 280 y 350 muertes durante la crisis. Archivo/END

Más de 350 personas han muerto en Nicaragua en el marco de la crisis social que estalló el pasado 18 de abril y de esas muertes responsabilizan a la represión de las fuerzas de seguridad y grupos armados a afines al Gobierno de Daniel Ortega.

El Gobierno nicaragüense es señalado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) como responsable de "asesinatos, ejecuciones extrajudiciales, malos tratos, posibles actos de tortura y detenciones arbitrarias cometidos en contra de la población mayoritariamente joven del país".