•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cien días después de iniciadas las protestas ciudadanas contra el gobierno de Daniel Ortega, en Nicaragua, los tranques y trincheras ya fueron desmantelados por fuerzas policiales y civiles armados encapuchados; y muchos manifestantes han comenzado a huir del país por temor de ser apresados o desaparecidos por los parapoliciales.

Este miércoles fue enviado a juicio, por tenencia ilegal de armas y robo, Carlos Rodríguez Montenegro quien protestaba en los tranques en Matagalpa.

 IML confirma que brasileña murió por balazo en el tórax

Esta es una de las más de cien causas judiciales que el Ministerio Público ha impulsado contra manifestantes antigubernamentales por delitos que van desde portación ilegal de armas hasta asesinato, crimen organizado y terrorismo.

También hay acciones penales contra líderes opositores y organizadores de manifestaciones y tranques. Entre estos están cinco miembros del Movimiento 19 de Abril de Matagalpa que serán enjuiciados por robo, secuestro y crimen organizado.

Líderes opositores al Gobierno, como Medardo Mairena y Pedro Mena, del Movimiento Campesino, también enfrentan a la justicia. Son acusados de terrorismo, secuestro simple, crimen organizado, asesinato y daños a la propiedad y entorpecimiento de servicios públicos.

 Banpro denuncia que encapuchados proyectan y filman su edificio

Este miércoles, Julio Montenegro, asesor jurídico de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) denunció que Mairena y Mena podrían estar sufriendo maltrato en las celdas del Sistema Penitenciario Nacional. Además, señaló falta de cumplimiento de los términos de los tiempos procesales, incongruencias en la acusación y que se les ha negado el derecho a contar con un defensor.

Las protestas en Nicaragua iniciaron el pasado 18 de abril.

“En La Modelo los están torturando, a manos de un sujeto que le denominan ‘Carlos El Chacal’, que da malos tratos y golpizas a Mairena y Mena”, aseguró Montenegro.

“La política de terror que se ha venido implementando ha hecho que la población trate de resguardarse para no ser ni detenido de manera ilegal, ni tampoco desaparecida y mucho menos enfrentar procesos judiciales con delitos que no cometieron. La represión gubernamental continúa, y ahora es peor porque se está haciendo uso del sistema de la administración de justicia”, dijo Marlin Sierra, directora ejecutiva del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh).

Violan derechos

Pablo Cuevas, del equipo jurídico de la CPDH, comentó que el abuso policial y la instrumentalización de la justicia está generando “presos políticos y exiliados”.

“Estamos hablando de decenas de juicios políticos en donde todas las instituciones que tienen que ver con la administración de justicia, partiendo desde la Policía, cometen delitos porque se violentan derechos constitucionales elementales”, valoró Cuevas.

 La Iglesia sigue pidiendo diálogo

El defensor citó como ejemplo que en muchos de los procesos legales que se han entablado en los tribunales se infringe el precepto de que sean audiencias públicas.

“La única manera en que un juez puede restringir la publicidad de un juicio es por cuestiones de moral y orden, y eso no ha pasado en esas situaciones”, señaló Cuevas.

El defensor sostuvo que luego de estos cien días de protestas, da la impresión que “de facto” se ha instalado un nuevo delito en el país: “el pensar distinto”.

El Éxodo

El asedio de grupos armados y simpatizantes del partido sandinista ha obligado a centenares de nicaragüenses a ocultarse, cambiar de domicilio y hasta salir del país.

 Encapuchados intimidan en El Nuevo Diario

Centenares han llegado a la frontera sur del país para solicitar asilo en Costa Rica, en especial originarios de las ciudades de Masaya y Jinotepe que han sufrido brutales ataques de fuerzas policiales y parapoliciales.

La semana pasada, las autoridades migratorias de Costa Rica anunciaron que habilitaron una línea telefónica debido a la oleada de solicitudes de refugio de nicaragüenses.

Diálogo, estancado

Hoy también se cumplen 70 días de haber iniciado el diálogo nacional entre el Gobierno y la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia. El proceso se ha estancado en tres ocasiones por la violencia constante.

El presidente Daniel Ortega acusó a los obispos de golpistas y estos le enviaron una carta, esta semana, para que diga si los quiere seguir teniendo como mediadores. Aún esperan respuesta.

Ortega también cerró las puertas al adelanto de elecciones, una propuesta de diversos sectores presentada por los obispos al presidente el pasado 7 de junio.

Médicos denuncian persecución

Médicos que atendieron a personas heridas en las protestas antigubernamentales han optado por salir del país o cambiar de residencia, por temor a represalias de grupos pro-Gobierno, denunció la Asociación Médica Nicaragüense (AMN).

Hasta este miércoles, la AMN reportó 28 casos de doctores que abandonaron el país por razones de seguridad, e informó de 16 médicos que dejaron sus casas tras recibir amenazas y persecución de simpatizantes sandinistas.

 Congreso de EE. UU. vota contra Gobierno nicaragüense

Según las denuncias, los médicos recibieron mensajes intimidatorios de manera directa o a través de redes sociales, por haber atendido a los heridos en las manifestaciones iniciadas el pasado 18 de abril.

“Nosotros llamamos a que se respete la Ley General de Salud y el Estatuto de Ginebra, donde la vida, integridad física y libertad de médicos, paramédicos y cruzrrojistas deben de ser respetados”, afirmó a El Nuevo Diario el doctor Carlos Duarte, secretario de la Junta Directiva de la AMN.

De los 28 médicos que han huido al exterior hay dos en Panamá, seis en Estados Unidos y 20 en Costa Rica, detalló.

Duarte es especialista en cardiología pediátrica y es uno de los médicos que salió de Nicaragua por persecución y amenazas, luego de haber atendido dentro de la iglesia Divina Misericordia a los protestantes heridos durante el ataque ejecutado por civiles armados, el pasado 13 de julio.

Según Duarte, entre sus colegas perseguidos hay “30 médicos de Estelí, una doctora de Chontales y médicos en León, Granada y Managua”.

El papel de los médicos

Varios especialistas y personal de salud se organizaron para atender a los heridos en puestos improvisados durante las protestas. Otros brindaron atención a protestantes que fueron llevados a hospitales privados y públicos.

 Bala de alto calibre mató a brasileña

“Las asociaciones médicas del país están rechazando totalmente la persecución y el encarcelamiento de los médicos por ejercer su profesión. El llamado a todos es que hay que sumarse y continuar defendiendo los derechos y la participación que deben tener todos en las protestas”, subrayó Duarte.

El gremio médico condenó también el fallecimiento de una estudiante de Medicina de origen brasileño, quien fue ultimada de un disparo el pasado lunes; y el encarcelamiento de la doctora Blanca Cajina, quien fue apresada el pasado sábado 14 de abril por participar como voluntaria en el puesto médico de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua). A pesar de que la Policía Nacional la acusó de terrorismo y tráfico ilegal de armas, Cajina fue liberada cinco días después de su detención.

Irregularidades

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en su informe final sobre la primera visita que ese organismo realizó a Nicaragua, reveló denuncias de “irregularidades y denegación de atención médica y obstaculización de la labor humanitaria para asistir a las personas heridas y lesionadas” en el contexto de las protestas y otros actos violentos ocurridos a partir del 18 de abril.

Entre estas irregularidades, se cuenta la obstaculización de la atención de salud dentro de las unidades hospitalarias, la restricción de la movilización de ambulancias y el trabajo urgente de los voluntarios, mencionó la CIDH.

(Con la colaboración de Francisco Mendoza y Noelia Gutiérrez)

Plantón a una sola voz

ACAN-EFE

Los manifestantes autoconvocados anunciaron una jornada para conmemorar este jueves los primeros cien días de protestas contra el presidente Daniel Ortega, crisis que ha dejado entre 295 y 351 muertos desde abril.

 Cámara Baja de EEUU aprueba resolución de condena al Gobierno de Ortega

“El pueblo nicaragüense despertó y demandó que la justicia, la democracia y la libertad, son esenciales para construir un mejor país. Hemos mostrado una valentía admirable al enfrentar cívica y pacíficamente a un régimen que ha utilizado las formas de violencia más crueles e inhumanas contra nuestros hermanos”, informaron los representantes de ocho movimientos cívicos.

En una jornada denominada “¡100 días sembrando libertad!”, los manifestantes realizarán el plantón artístico “100 días una sola voz” este jueves  a partir de la 1:00 p.m., en el paso a desnivel de Rubenia, en Managua.

“No estamos solos. Hay naciones enteras pendientes de nuestra lucha. Hemos sentido la solidaridad desde todos los rincones del mundo, hemos sentido el calor de nuestra diáspora nicaragüense, de cada compatriota que desde los lugares más recónditos se ha sumado a la resistencia. Sin ellos y ellas esta lucha no sería posible”, agregaron los manifestantes en un comunicado.