•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Cámara de Repre-sentantes o Cámara Baja del Congreso de Estados Unidos aprobó este miércoles por unanimidad, una resolución bipartita que condena la violencia estatal cometida en Nicaragua e insta a las autoridades nicaragüenses a adelantar elecciones.

La resolución H.Res.981 condena la violencia, la persecución, la intimidación y los asesinatos “cometidos por el Gobierno de Nicaragua contra sus ciudadanos”, y además demuestra su apoyo al pueblo nicaragüense “en su búsqueda por la democracia, incluyendo su llamado a elecciones libres y justas, supervisadas por observadores nacionales e internacionales creíbles”.

 Encapuchados intimidan en El Nuevo Diario

La discusión sobre esa resolución en la Cámara de Representantes la lideraron los congresistas Ed Royce, Albio Sires e Ileana Ros-Lehtinen, quienes ya la habían presentado el pasado 13 de julio al Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes, donde fue aprobada.

“Esta resolución muestra la disposición de este cuerpo legislativo para expresar su compromiso de mantenerse hombro a hombro con aquellos que, sin voz, buscan libertad”, aseguró Royce, quien argumentó que el actual Gobierno de Nicaragua ha usado la fuerza excesiva contra estudiantes en sus recintos, contra los ciudadanos que han buscado refugio en las iglesias y contra las comunidades que se han alzado en protestas.

Por su lado, Albio Sires señaló que reciben reportes semanales “sobre cómo las fuerzas paramilitares abren fuego contra los santuarios, hiriendo a personas que buscan refugio en iglesias en todo el país”.

 Ortega dice estar abierto a dialogar

La congresista Ros-Lehtinen aseguró que con la resolución aprobada este miércoles, Estados Unidos está enviando un mensaje “fuerte, claro, unificado, de que estamos observando y actuando, y que estamos apoyando las aspiraciones de todos los que aman la libertad en Nicaragua”.

La resolución, copatrocinada por los republicanos Steve Chabot, Jenniffer González-Colón, Mario Díaz-Balart, Carlos Curbelo, Paul Cook, Christopher Smith y Susan Brooks, y los demócratas Norma Torres, Ted Deutch, Albio Sires y Eliot Engel, también insta a la comunidad internacional a solidarizarse con el pueblo de Nicaragua.

Aplicar más sanciones

La resolución pide a la administración de Donald Trump que continúe condenando las atrocidades en Nicaragua, que exija la liberación de ciudadanos detenidos injustamente e identifique a personas cuya participación en esta violencia califica para la imposición de sanciones en virtud de la Ley Global Magnitsky. A inicios de este mes, tres funcionarios nicaragüenses fueron sancionados bajo esta ley. 

 Crisis en Nicaragua cumple 100 días y Alianza Cívica pide usar camisetas blancas

Ros-Lehtinen dijo que si bien la administración de Trump ha mostrado “un gran liderazgo” al sancionar a esos funcionarios nicaragüenses bajo la Ley Global Magnitsky, es preciso “hacer más”.

Albio Sires también aludió a que se puede seguir presionando al Gobierno nicaragüense con la aprobación de la “Nicaraguan Conditionality Act (Nica Act)”, una ley que en sus palabras “logrará que Estados Unidos no apoye préstamos internacionales a Nicaragua hasta que el Gobierno incremente la transparencia y realice elecciones libres y justas”.