•   Granada, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Desde hace 10 días, el joven Samuel Geovanny Martínez, miembro del Movimiento 19 de Abril de Granada, quedaría libre luego de que un juez del Juzgado Penal ordenara la orden de libertad el día 27 de julio a través de una mediación en el juicio contra la funcionaria del MTI, Yaroslava Maltés.

Martínez continúa detenido en el Sistema Penitenciario, desde hace más de 15 días, lo único que se conoce es que está en condición estable, pero hasta el momento las posibilidades de que sus familiares puedan verlo son restringidas.

“El juez había determinado una mediación y dio la orden de libertad inmediata, sin embargo, esta no se ha realizado desde el 27 de julio, día en que tendría que haberlo sacado, pero todo se ha incumplido y queremos que no continúen jugando con el dolor de nosotros, con la esperanza de poder verlo, porque él no es ningún delincuente”, dijeron sus familiares muy preocupados.

Familiares también dijeron que el caso está quedando en el olvido y que las autoridades correspondientes no han querido revisarlo, ni dar una explicación del por qué Martínez  continúa en prisión y sin goce de libertad, derecho que se le está siendo violentado.

Sandro López, quien participa en las marchas autoconvocadas activamente, señaló “el pueblo granadino pedimos que los miembros de la Policía se pongan la mano en la conciencia y permitan que el joven salga libre, que no sigan causándole daños físicos y sicológicos”.

Piden liberación

“Hace más de una semana se realizó la audiencia inicial, pero sigue detenido ilegalmente, el supuesto delito que le inculpan es de amenazas contra una funcionaria pública, pero todo es totalmente una mentira, porque su verdadero delito es haber alzado su voz contra el régimen de Daniel Ortega”, expresó el Movimiento 19 de Abril de Granada.

El movimiento agregó “la Policía Nacional no ha acatado la orden del juez, le exigimos a esta institución cumplir y que deje en libertad a nuestro hermano, sus familiares están muy preocupados porque no les quieren brindar ningún tipo de información del caso, queremos que haya igualdad de derecho y justicia”.