•  |
  •  |
  • END

A nivel local ya se registran 17 casos sospechosos con virus H1N1. La buena noticia es que a la fecha no hay casos positivos, según el Minsa, y Nicaragua está más “apertrechada”.

El titular de Salud, Guillermo González, confirmó ayer al canal de televisión oficialista que los casos descritos están diseminados en todo el país, y anunció que el Comando Sur de Estados Unidos donará al Ministerio de Salud, Minsa, 5,100 botiquines, de los 30 mil que distribuirá en Latinoamérica y el Caribe, que incluyen equipos de protección para el personal de Salud que eventualmente tratará a las personas con virus H1N1.

Cada botiquín contiene mascarillas desechables, guantes, batas especiales, gafas de protección, protectores de zapatos y delantales, entre otros artículos, de acuerdo con agencias de noticias internacionales.

González también destacó que Jorge Prosperi, representante de la Organización Panamericana de la Salud, OPS, en la región, le anunció que en las próximas horas arribarán al país los 10 mil tratamientos que prometió entregar a Nicaragua la Organización Mundial de la Salud, OMS.

Es decir que hoy el Minsa contará en total con 13,300 tratamientos en reserva, incluyendo los 3,300 ya existentes en el Ministerio. Esto, sin incluir los 50 mil antivirales que saldrán de las reservas del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS, que aún no llegan al territorio.

El ministro adelantó, por otro lado, que “grupos cristianos” ya les ofrecieron la donación de materiales, como mascarillas y medicamentos. Además, dijo que en los próximos días prevén realizar la primera compra conjunta de antivirales a nivel del bloque centroamericano. Aunque no precisó cantidades al respecto.

“Cubren” todo el país

González subrayó que las 17 personas a las que están dando “seguimiento”, en Nicaragua, viajaron a países con casos confirmados con el virus H1N1, y presentan “alguna sintomatología”, la cual no especificó.

Nueve de esos ciudadanos residen en Managua, y el resto habita en departamentos como Estelí, Madriz y Chinandega, ubicados en el Norte y Occidente del territorio, respectivamente. El jueves pasado el Minsa registraba 13 casos sospechosos.

“En fin, para que tengan una idea, tenemos cobertura a nivel nacional, el seguimiento es en todo el país… pedimos la comprensión a la población en relación con las medidas que estamos tomando, a los visitantes, porque el seguimiento es día a día. Cada Silais (del país) está orientado al respecto”, señaló.

Hay que recordar “que en Argentina una persona ingresó el 25 de abril, y fue hasta 48 horas después que presentó sintomatologías, y ayer se confirmó que es positivo (tiene virus H1N1), entonces, es importante el seguimiento, y es importante la corresponsabilidad: si una persona que viajó a países que tienen el virus, siente cambios en su organismo debe acudir a nuestras unidades”, insistió.

Añadió que sigue el monitoreo diario a nivel regional, “porque no podemos descuidarnos, hay que mantener la vigilancia y el seguimiento a toda persona que llega principalmente de México, Canadá y Estados Unidos”, apuntó.

Sin embargo, recomendó a la población llevar su vida normal, buscar cómo entretenerse el fin de semana, tomando en cuenta --eso sí-- las indicaciones de protección e higiene que ha dado el Minsa en las últimas dos semanas.

Siguen cancelando vuelos

La página web del Aeropuerto Internacional reportó ayer que Copa Airlines suspendió el vuelo 710 procedente de Guatemala. Aeroméxico hizo lo mismo con el vuelo 678 procedente de México. En ambos países hay casos con virus H1N1. EL NUEVO DIARIO intentó conocer el motivo de ambas cancelaciones con el gerente del Aeropuerto, Orlando Castillo, pero no se localizó.