•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El presidente de Costa Rica Carlos Alvarado exhortó este domingo a la sociedad costarricense a abogar por la “sensatez”, para no caer en provocaciones y llamados “al odio” en contra de los migrantes nicaragüenses.

“Frente a llamados a la violencia o el odio debe prevalecer la sensatez, la prudencia, la inteligencia y la solidaridad. En ese esfuerzo necesitamos de usted y de todas las personas del país”, dijo Alvarado en un breve mensaje transmitido en cadena nacional de televisión.

Fotos: Costarricenses protestan violentamente contra ingreso de nicaragüenses

El sábado, decenas de costarricenses se manifestaron en San José en contra de los migrantes nicaragüenses, con disturbios que dejaron un saldo de 44 personas arrestadas, además, del decomiso de bombas molotov, cuchillos y machetes.

Decenas de costarricenses se manifestaron en San José en contra de los migrantes nicaragüenses

“La mejor forma de trabajar esta situación no es a partir del miedo, sino, a partir del trabajo inteligente y equilibrado. Hago un llamado a la calma, a la paz. A actuar con prudencia, a no caer en provocaciones o llamado al odio”, reitero el mandatario.

Alvarado destacó que a lo largo de su historia, Costa Rica ha sido una nación que ha recibido a distintos grupos migrantes entre los que destacó a jamaiquinos, italianos, chinos, alemanes, polacos y desde luego nicaragüenses.

 “Nada está normal”, gritan manifestantes

“La gran mayoría de los migrantes que llegan a Costa Rica son personas de bien y buscan opciones de empleo y distintas formas de contribuir a la sociedad”, agregó Alvarado.

El mandatario aseguró que el Gobierno está atendiendo con 37 instituciones y con ayuda internacional el flujo de miles de nicaragüenses que está llegando a Costa Rica desde que estalló una crisis sociopolítica en abril pasado.

Finalmente, el presidente garantizó que “toda persona que represente un riesgo para la seguridad nacional, o que no se sujete a la ley costarricense, no se le permitirá ingresar al país, o será deportada de forma expedita”.