•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El reinicio de labores administrativa en la estatal Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN- Managua), luego de cuatro meses de inactividad a causa de la crisis sociopolítica del país, significó también el último día de trabajo para al menos 40 personas, las cuales habrían sido despedidas por “revanchismo político”, según denunció uno de los  afectados.

“Hoy nos citaron para reintegrarnos a nuestras labores, nos pidieron ingresar por diversos portones, en dependencia del área para la que trabajábamos. Una vez dentro, a algunos se nos informó que se prescindía de nuestros servicios a través de una carta que cita el artículo 45 del Código del Trabajo”, dijo la fuente que solicitó el anonimato por temor a represalias económicas, como la retención de su indemnización laboral.

 Detenidos en marchas son acusados de terroristas

El denunciante, agregó que los despidos han alcanzado a docentes de planta y trabajadores administrativos de diversas facultades: Humanidades, Educación e Idiomas, Administración, Medicina, Departamentos Académicos e inclusive el Instituto Politécnico de la Salud (Polisal), mencionó.

Esta es la carta de despido que entregaron hoy a unos 40 trabajadores de la UNAN Managua. Cortesía/END

En una copia de la carta de despido entregada, fechada el 18 de agosto y firmada por Martha Isabel Sánchez, directora de Recursos Humanos de la UNAN-Managua,  se lee: “el motivo de la presente es para hacer de su conocimiento que a partir del día 20 de agosto la Universidad Nacional Autónoma  de Nicaragua da por finalizada la relación laboral existente entre usted y la institución”.

El denunciate, quien laboró por más de siete años en una de las facultades de la UNAN- Managua, comentó que los despidos podrían obedecer a una revancha política ya que algunos de los despedidos disentían de la posición adoptada por las autoridades de esa casa de estudios en el contexto de la crisis sociopolítica que vive en Nicaragua desde abril pasado.

“Uno no es insensible a las acciones que se hacían  en contra de los estudiantes que habían demandado un cambio en la UNAN, algunos habíamos participado en marchas inclusive, creo que entre todos los despedidos docentes y personal administrativo habrán sido unos 40 hoy (ayer)”, agregó la fuente.

El Nuevo Diario intentó contactar vía telefónica a representantes de esta alma mater, sin embargo no atendieron las llamadas.

Lista de “non gratos”

Alejandra -nombre supuesto para proteger su identidad- y a quien también le fue cancelado su contrato ayer, las personas despedidas habían sido enlistadas por una comisión conformada hace algunas semanas para “rastrear” en las redes sociales a los trabajadores  que estaban de desacuerdo con las autoridades académicas.

 Encapuchados secuestran a asesor de obispos

“Esa comisión estaba integrada por personal del sindicato de trabajadores, de la Asociación de docentes, de UNEN y autoridades de las facultades. Esas personas se reunieron el jueves pasado y crearon una lista de cien personas, se la presentaron en las facultades y de esos cien se redujo a 65 que es el número de personas que despedirán”, aseguró Alejandra.

El campus de la Universidad había permanecido cerrado para el personal administrativo desde mediados de mayo pasado cuando un grupo de estudiantes de diversas facultades decidieron organizar una toma del recinto “Rubén Darío”. Archivo/END

La fuente agregó que aunque en sus redes sociales no ha externado una postura crítica contra el gobierno, si ha participado en varias manifestaciones. En uno de esos eventos dijo  que fue reconocida y saludada por otra trabajadora de la UNAN  y eso podría haber motivado que la ficharan.

Continuidad a despidos

Los ceses laborales registrados ayer, son parte de una práctica que despuntó a inicios de este mes con el despido de los catedráticos Freddy Quezada y Josvell Saintclair, el primero exdocente de la Facultad de Humanidades y Ciencias Jurídicas y el segundo coordinador de la Maestría  en Enseñanza de la Ciencia, que desarrolla la Facultad de Ciencias e Ingeniería.

Quezada denunció públicamente que su carta de despido le fue entregada mediante un correo electrónico el pasado 3 de agosto, mientras que Saintclair se ha mantenido participando en diversas manifestaciones.

 Transportistas aplican alza ilegal

Estos despidos se unen a otros 12 que se registraron la semana pasada en la sede de la UNAN- León.

El campus de la Universidad había permanecido cerrado para el personal administrativo desde mediados de mayo pasado cuando un grupo de estudiantes de diversas facultades decidieron organizar una toma del recinto “Rubén Darío”, en demanda de una verdadera autonomía universitaria y reformular los estatutos de la Unión Nicaragüense  de Estudiantes de Nicaragua (UNEN). 

Los manifestantes estuvieron en control del área hasta el pasado 13 de julio, cuando mediante un operativo conjunto realizado por miembros de la Policía Nacional y civiles armados fueron expulsados del recinto y forzados a refugiarse en la parroquia Divina Misericordia, -cercana al campus- en donde fueron atacados a  balazos durante toda la noche.