•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Ocho médicos de Estelí se sumaron a los 300 que han sido despedidos del Ministerio de Salud (Minsa), y aseguran que es represalia por haber atendido a heridos en las protestas o participar en marchas antigubernamentales, según denunciaron algunos de ellos en la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).

 Nicaragua inicia paro nacional de 24 horas para exigir libertad de presos políticos

La denuncia fue presentada por tres doctoras a las que les fue cancelado su contrato. En total fueron despedidos cuatro médicos de La Trinidad y otros cuatro del hospital San Juan de Dios, entre ellos una pediatra y una otorrinolaringóloga, precisaron.  

"La carta dice que prescinden de mis servicios por no usar adecuadamente el uniforme y por ausencias en horas laborales, lo cual no tiene lógica, porque nunca tuve un llamado de atención", expuso ante la CPDH la pediatra Elieth del Rosario Centeno Castellón, quien calificó la medida como un atropello a sus derechos, de acuerdo a lo establecido en la Ley de Carrera Sanitaria.

La especialista considera que fue despedida porque brindó atención a los heridos durante las protestas antigubernamentales en Estelí, cuando lo que hizo fue prestar sus servicios sin distingos, tal como demanda el juramento hipocrático de su profesión.

 ​​Crisis de Nicaragua podría volver al Consejo de Seguridad

“Cuando tengo ante mí a una persona con dolor yo no le pregunto primero a qué partido pertenece o si lo atiendo por ser negro o blanco, sólo pongo en práctica mis conocimientos como profesional que soy”, afirmó la doctora Centeno.

Médicos de Estelí denunciaron su despido injustificado por parte de las autoridades del Minsa.

Añadió que piensa que también fue afectada porque participó en una protesta en rechazo a la captura del hijo adolescente de una compañera de trabajo, lo cual dijo que la hace sentir “muy orgullosa”.

Las otras doctoras denunciantes son la otorrinolaringóloga Fabiola Toruño y la médico general Mayra Luz Galeano Gómez.

Apego a la ética

Galeano Gómez señaló que la institución no siguió los procedimientos establecidos: llamados de atención y la creación de una comisión bipartita para analizar el caso.

La doctora Toruño dejó claro que ellos son médicos, “no terroristas ni golpistas ni tranqueros”.

 ​​Daniel Ortega recibirá antorcha centroamericana el 12 de septiembre en Nicaragua

Por su parte, el ginecoobstetra José Antonio Vásquez, de la Asociación de Médicos Nicaragüenses, lamentó los cerca de 300 casos de médicos que han sido lanzados ilegalmente a la calle y demandó que se frenen los despidos denigrantes y la criminalización de su labor.

“A los médicos nos siguen reprimiendo, criminalizando, ultrajando nuestros derechos. Este caso es una muestra de los médicos que vienen siendo despedidos en todo el país, sencillamente porque nos condenan, cuando lo que hemos hecho es apegarnos a nuestra ética profesional, que es atender a cualquiera que lo necesite. Nosotros somos profesionales de la salud y no pueden estar instrumentalizando para un partido político”, subrayó el doctor Vásquez, quien la semana pasada estuvo retenido en las cárceles de la Dirección de Auxilio Judicial.

Vásquez informó que los despidos se han registrado en Managua, León, Estelí, Carazo y Masaya, entre otros departamentos del país.

Arbitrariedad

El procurador laboral de la CPDH, José López, señaló que los despidos aplicados por el Minsa son totalmente ilegales, porque no agotaron los procesos establecidos en la Ley de Carrera Sanitaria, violaron lo establecido en el convenio laboral y no tienen autorización del Ministerio del Trabajo.

 Recuperan más de 2,000 manzanas de terreno ocupado por tomatierras

“Según el inciso 57 de la Constitución Política, todo nicaragüense tiene derecho al trabajo. El artículo 82 inciso 6 también dice que tenemos derecho a la estabilidad del trabajo, de conformidad a la ley. Así que, pregunto, si dejar a estos médicos sin trabajo sin causa justificada ¿no es violarles sus derechos humanos?”, argumentó López.

Médicos de Estelí denunciaron su despido injustificado por parte de las autoridades del Minsa.

Las cartas de despido entregadas a los médicos incluso hablan de maltrato, sin especificar un solo caso, cuando la norma llama a demostrarlos y citar a quien acusa con nombre y apellido.

El procurador López destacó que la CPDH está formulando las demandas de reintegro laboral para los médicos de Estelí.