•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Policía Nacional presentó ayer a otro manifestante originario de León, quien será acusado por “terrorismo” por haber participado en los tranques que se levantaron en esta ciudad el pasado mes de junio, en el contexto de las protestas en contra del gobierno nicaragüense.

Luis Cuevas Poveda, de 39 años, fue presentado ayer por las autoridades policiales en conferencia de prensa por “haber cometido actos vandálicos” en el tranque que se colocó cerca del hotel Europa, de León, entre el 22 y el 24 de junio pasado. 

Según la Policía, en este sitio “secuestró, torturó y asaltó con una escopeta a los ciudadanos Vernon Olivas, Marlos Centeno y Byron Centeno, asimismo, amenazó con incendiar sus viviendas y asesinar a sus familiares”, declaró a medios oficialistas el comisionado mayor Farle Roa, segundo jefe de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ). 

Cuevas Poveda también fue señalado de tener antecedentes delictivos por “tentativa de violación” y ahora será procesado por terrorismo, secuestro, asalto, extorsión y utilización de armas de fuego, por su vinculación con el levantamiento de los tranques. 

Las autoridades policiales indicaron que entre las evidencias que utilizarán para el enjuiciamiento del detenido, se cuentan armas de fuego, lanzamorteros, municiones, resultados de peritaje de criminalística, análisis de Medicina Legal y denuncias de más de veinte personas que lo identifican “como el autor de múltiples hechos criminales”, acusó el jefe policial. 

Embestida contra leoneses

Con el caso de Cuevas Poveda, ya suman cinco los presos que ha presentado la Policía Nacional por estar relacionados a las manifestaciones que se realizaron en León, una de las ciudades donde hubo fuertes protestas antigubernamentales desde el inicio de la crisis sociopolítica en el país, en abril pasado. 

El martes, la institución policial anunció que Gregorio Reyes y Lesther Reyes, ambos participantes de tranques en León, serán procesados por terrorismo y otros delitos. 

Mientras que el miércoles, la estudiante de Medicina Amaya Coppens, dirigente del Movimiento 19 de Abril de León y miembro de la Alianza Cívica, y el joven Sergio Midence, colaborador de la Coordinadora Universitaria por la Justicia y la Democracia (CUDJ), fueron presentados bajo las mismas acusaciones.

 Solamente en esta semana, la Policía señaló a 11 personas de “terroristas”  en  Managua, Masaya y León, sin embargo, organismos de derechos humanos estiman que hay alrededor de 300 presos políticos que están siendo enjuiciados actualmente o serán llevados a los tribunales en los próximos días.