• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Representantes de la Unión Europea (UE) y Sistema de Integración Centroamericana (SICA) reiteraron la importancia de detener la violencia en Nicaragua y “relanzar” el diálogo nacional como la “única” salida pacífica a la crisis sociopolítica que ha afectado al país en los últimos cinco meses.

Durante un encuentro realizado en Bruselas, Bélgica, ambos organismos abordaron la situación de Nicaragua y “acordaron intensificar el establecimiento de contactos para apoyar soluciones políticas, negociadas y democráticas”, informó la UE mediante un comunicado de prensa.

Asimismo, la UE y el SICA lamentaron “la pérdida de vidas” por la crisis, calculada en más de 300 víctimas por organismos de derechos humanos locales e internacionales.

En ocasiones anteriores, la UE ha solicitado al Gobierno de Nicaragua “acciones concretas” para el cese de la violencia y la disolución de grupos parapoliciales, además de la reinstauración del diálogo, bajo la mediación de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN).

Sobre el encuentro

Vinicio Cerezo, secretario general del SICA, se reunió con los funcionarios de la UE Neven Mimica, Stefano Manservisi, Hugo Sobral y Jolita Butkeviciene, para abordar la situación de la cooperación regional entre ambos organismos, relacionados con la seguridad ciudadana y estado de derecho, y la integración económica.

También se plantearon otros temas como cambio climático y la reducción del riesgo de desastres, y seguridad alimentaria, indicó la nota de prensa.

“Los funcionarios de la UE subrayaron su apoyo a la integración regional en América Central y su compromiso de profundizar el diálogo político y la cooperación con la región”, apuntó también el comunicado.