•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) aseguró que al menos 10 personas mayores de 60 años son presos políticos. En lo que va de la crisis sociopolítica iniciada en abril, esta organización ha recibido las denuncias de que personas de la tercera edad están detenidas por haber participado en protestas contra el Gobierno.

Pablo Cuevas, abogado de la CPDH, dijo a El Nuevo Diario que son 10 los detenidos que tienen más de 60 años y que los familiares de estos presos han denunciado que no les permiten pasar el medicamento, algo que pone en riesgo sus vidas, ya que muchos de ellos padecen de hipertensión y diabetes.

La abogada Leyla Prado, también representante de la CPDH, lleva el caso del que sería el preso político de mayor edad, Cecilio Gómez. Este señor de 65 años es acusado por la Policía de cometer más de cinco delitos.

Según Prado, este próximo 6 de octubre iniciará el juicio contra Gómez, quien está detenido desde el 30 de junio. 

Prado afirmó que durante más de dos meses a este señor se le ha negado la valoración médica legal. “La familia no lo pueden ver”, aseguró la abogada. El gobierno le achaca a Gómez 15 delitos, entre ellos terrorismo. Es un empresario de Nagarote, municipio de León, que apoyó con agua y comida a los jóvenes que permanecían en una barricada.

Coronel en retiro Carlos Ramón Brenes Sánchez. Archivo\END

Celda de máxima seguridad

Prado aseguró que a Gómez lo mantienen en las celdas de máxima seguridad del Sistema Penitenciario Jorge Navarro, conocido como La Modelo. Los familiares aseguran que él es diabético, hipertenso y tiene problemas del corazón.

Otro preso político que sobrepasaba los 60 años es el coronel en retiro del Ejército de Nicaragua, Carlos Ramón Brenes Sánchez, también acusado de terrorista.

Desde el 18 de abril, cuando estallaron las protestas antigubernamentales, cientos de personas, entre mujeres, adolescentes y mayores de edad, han sido reprimidas por el Gobierno, informó la CPDH.